) .fn ( font-site: 150% ; color: #ffffff ; )

Translator

Astropsicología Holística

Todas las Entradas del Curso paso a paso...

Los planetas transpersonales en los Signos


Quirón representa una herida abierta y la capacidad para curarla, una vez aceptada su existencia. El Signo en el que se encuentra Quirón en el mapa natal indica la forma en que podemos intentar sanar esta herida. Debido a que Quirón tarda entre 1,5 y 8 años en recorrer un signo del zodiaco, su posición en determinado puede influir en muchísimas personas en todo el mundo, y su interpretación puede aplicarse a generaciones enteras dependiendo de la época. La Casa astrológica en que este situado nos dará una idea de cuales son los aspectos de la vida en la que podemos ser más instintivos e irracionales, allí donde nuestro ser animal puede adquirir más fuerza, y, al mismo tiempo, dónde somos más capaces de trascender, mediante nuestro propio esfuerzo, la parte instintiva, dejando aflorar nuestro ser espiritual, transmutando el gran potencial de la energía animal y utilizándola para nuestro crecimiento hacia otros niveles del ser. La conclusión astrológica de estos acontecimientos es que Quirón nos enfrenta con pruebas, pero en cambio nos asegura protección y ayuda para superarlas. Quirón, que no conoció ni padre ni madre, se convertirá en padre adoptivo y educador. Quirón es un espíritu de independencia filosófica, de compasión ante nuestro sufrimiento, y un proceso interminable que implica aprender a confiar en nuestro Maestro o Guía Interior. La forma quironiana de aprender es prepararse para escuchar al Maestro Interior, cuya aula es nada menos que la experiencia de nuestra vida, y cuyas habilidades se desarrollan con el tiempo, permitiendo que el significado vaya emergiendo en forma orgánica. Por eso espero que el equilibrio estimule este proceso de descubrimiento personal simbolizado por Quirón, y que con ello sea de utilidad práctica tanto para aquellos astrólogos que trabajan con clientes como para quienes usan su propio horóscopo como guía para entender, a medida que se va desplegando, su propio viaje interior.

Quirón en Aries: Miedo a tomar la iniciativa y a hacer cosas nuevas. Represión del "yo" e inseguridad en uno mismo. Complejos relacionados con imperfecciones físicas que pasan desapercibidas para los demás. Apoyan causas ajenas pero les falta motivación para defender las propias cuando está tensionado. Los demás ven en ellos un gran magnetismo. Da una personalidad de carácter amable y sociable, y un fuerte sentido de independencia que manifiesta en todos sus actos. Por lo general la vida se ve condicionada por algún acontecimiento, vivencia o experiencia de la infancia o juventud, y eso activará a su sanador interno ayudándolo a superar todos los obstáculos de la vida con coraje y determinación.

Aries aporta el sentimiento básico de “yo existo”, el deseo de emerger hacia la vida con la conquista, la autoafirmación y la iniciativa; es el sentimiento interior del propio ser y la identidad primaria. Aquí podemos encontrar la herida, a menudo profundamente sepultada, en este dominio. Después de todo, si uno siente que no tiene derecho a existir, la autoafirmación y la iniciativa bien puede ir acompañadas por el miedo al no-ser. Por consiguiente, es probable que con este emplazamiento el nativo sienta inconscientemente que sólo existe como un espejo de los demás (un eco de Libra); solo se siente motivado para defender una causa si es la causa de otras personas, como un caballero revestido de su resplandeciente armadura, pero sin voluntad propia. El dolor, la inseguridad y el miedo subyacentes están compensados por huecas exhibiciones de bravura y por un espíritu belicoso que podría llevar a un ciclo repetitivo de empresas infructuosas y autodestructivas, existe la tendencia a emprender la acción prematuramente, como traducción inmediata de la tensión emocional. Con este emplazamiento de Quirón, es probable que nos hagamos daño por obra de nuestra autosuficiencia militante, y que luego seamos incapaces de pedir ayuda y apoyo, convencidos de que debemos salir adelante solos. Por debajo de todo esto, sin embargo, subyacen la desesperación y una identificación con el no-ser, un «deseo de muerte» y un profundo miedo de hacer algo que exprese verdaderamente lo que queremos, ya sea porque no sabemos qué es o porque el miedo de que nos lo quiten, lo estropeen o lo destruyan nos mueve a esconderlo. A veces, el miedo donde transcurren los primeros años de quien tiene a Quirón en Aries es hostil y está cargado de agresividad reprimida o manifiesta, lo que abona en el niño los sentimientos de timidez y de no tener ningún valor propio ni derechos personales. Entonces la supervivencia se equipara con tener que aprender la forma de complacer y de aplacar a los demás. A la inversa, hay individuos que, con este emplazamiento, se esfuerzan hasta que su voluntad llega a un grado tal de autoengrandecimiento que se presentan como virtuales personificaciones de la voluntad, el impulso, la energía y el entusiasmo. A veces se caracteriza por la áspera actitud de quien abre caminos. Con este emplazamiento es probable que el nativo proyecte sobre su cuerpo el íntimo sentimiento de incomodidad y vergüenza que le produce el hecho de existir; quizá se sienta mortificado por rasgos que los demás ni siquiera advierten, pero que a él le parecen monstruosamente feos o deformes. Con frecuencia se siente demasiado alto o demasiado bajo, descoordinado o torpe, y las situaciones que lo ponen físicamente en evidencia, las sexuales o deportivas. Este emplazamiento va frecuentemente acompañado de un don para coordinar intuitivamente las acciones de manera de poder «atrapar el momento». Uno puede caracterizarse por una peculiar combinación de compasión y acción adecuada, por una capacidad para ser sumamente innovador y para tomar la iniciativa, especialmente cuando está en juego el bienestar de otras personas. Alguien así gana fuerzas al superar y combatir las dificultades, pero también debe aprender la lección de cómo ser un «noble rival» para aquellos con quienes compite. Si consigues marchar por la senda estrecha que implica no sucumbir ante la agresividad pasiva sin tampoco actuar destructivamente, quizá pueda llegar a sentir como fluye a través de sí la «voluntad de la vida». Pero no olvide que usted no es omnipotente ni tiene que hacerlo todo. Independientemente de que trabaje o no en el campo de la salud, física o psíquica, es probable que tenga la capacidad de actuar como catalizador en ciertas situaciones, y de contactar con el ser interior de otras personas; aunque su herida es la duda de su propia existencia, es probable que usted sea una personalidad con mucho magnetismo, de modo que no se sorprenda si las reacciones de los demás ante usted son fuertes. Resumiendo podemos decir que aquí el punto sensible de la persona, será la autoexpresión, la necesidad de probarse a sí misma y a los demás su individualidad y de valorar su punto de vista propio. El aprendizaje está relacionado aquí con el control de la agresividad y con una mayor comprensión y tolerancia de la agresividad ajena.

Quirón en Tauro: Falta la sensación de estabilidad y seguridad. Son buenos administrando recursos ajenos, pero no los suyos propios. Poca valoración de uno mismo y de sus capacidades. Tendencia al apego excesivo o desapego total de lo material, rechazando a las posesiones. Personas de gran magnetismo sexual, que deben aprender a escuchar a su propio cuerpo. Esta posición parece facilitar las capacidades prácticas, el sentido común y realismo. Las cuestiones económicas pueden suponer algún problema específico que puede ser reflejo de alguna irregularidad interior del nativo, cuya resolución será imprescindible para su progreso personal. En algunos casos tienen puntos de vista más filosóficos que los demás con respecto a cuestiones económicas, materiales o ganancias de todo tipo.

Desde el punto de vista Evolutivo, aquí se inicia la separación de la madre, aquí empezamos a derivar nuestro sentido de la sustancia de nuestro propio cuerpo y de los objetos, y ya no de ella. Nuestro sentimiento de nosotros mismos sigue estando arraigado principalmente en nuestros instintos y en nuestras vivencias corporales, y si durante esta transición se producen heridas, es probable que más adelante proyectemos nuestros instintos y nuestro sentimiento del cuerpo sobre otras personas o sobre objetos materiales. Es probable que nos falte el sentimiento del propio valor, que seamos incapaces de autovalorarnos y nos sintamos inseguros e insustanciales. Como nunca se siente totalmente sólida y a salvo, puede ser que la persona con este emplazamiento asigne gran importancia a las posesiones materiales. El sentimiento subyacente podría ser un «tengo, luego existo», por más que llegue luego a descubrir que ni siquiera la adquisición de posesiones sirve de mucho. Los que tienen este emplazamiento pueden ser profundamente posesivos y materialistas, y tienden a aferrarse a personas y posesiones, en la esperanza de que puedan proporcionarles el sentimiento de sustancialidad que les falta. Hasta el cuerpo puede ser vivido como indigno de confianza, defectuoso o herido; puede haber alguna incapacidad real, una herida o un trauma físico que hay que afrontar. También el cuerpo puede ser objeto de temor y de un control riguroso, ya que de él emana poderosos e inaceptables instintos sexuales y territoriales. Muchas personas con esta configuración han poseído un gran magnetismo sexual; también puede identificarse inconscientemente con los instintos heridos; el legado colectivo de rechazo de lo instintivo puede ser vivido como personal, a menos que uno sea capaz de llegar a una relación saludable con una naturaleza poderosamente sensual e instintiva. Si no se aprende a reconocer y a vivenciar conscientemente esos sentimientos e impulsos, se puede llegar a estar poseído por ellos, o bien a usar una gran cantidad de energía intentando reprimirlos. El cuerpo puede, entonces, expresarse mediante un lenguaje de síntomas que son incómodamente gráficos. Conviene que quien tenga este emplazamiento sepa que la sanación se produce a menudo al aprender a confiar en la sabiduría instintiva del propio cuerpo. En la medida de lo posible, será bueno que aprenda a escucharlo: a comer lo que el cuerpo le dice, y a dormir cuando lo necesita. Si usted carga con la herencia de no haber hecho caso de sus instintos, o de tenerlos programados de acuerdo con normas ajenas, puede que necesite dar, suavemente, marcha atrás. Es probable que inicialmente sienta que su condición física, su cuerpo y el mundo material son sus enemigos, y que consiguientemente malgaste mucha energía en el intento de mantenerlos a raya, controlarlos y dominarlos. A la inversa, a algunos individuos que tienen este emplazamiento les horroriza estar limitados por las posesiones, y se resisten a tener cosas. Quirón en Tauro significa con frecuencia problemas referentes a la riqueza y al dinero. Algunos individuos que deben adaptarse al hecho de ser muy ricos se sienten incapaces de aceptar la responsabilidad que ello implica; otros pueden tener un auténtico deseo de compartir sus recursos con los demás. De cualquiera de las dos maneras, el control de los recuerdos es un importante tema de este emplazamiento. Cuando su influencia se da negativamente, estas personas pueden controlar de forma obsesiva sus necesidades instintivas y sexuales, o bien mostrarse muy controladoras con los demás(eco de Escorpión); si se da positivamente, pueden ser excelentes administradoras de los recursos ajenos. Quienes tienen este emplazamiento pueden perder y ganar fortunas, y suelen tener un olfato impresionante para las finanzas, acompañado tal vez de dificultades para administrar los propios recursos. Otra manifestación frecuente es la incapacidad de ver simbólicamente las cosas y la tendencia a tomárselo todo demasiado al pie de la letra. A veces parecería que la realidad práctica clavara estrepitosamente los frenos cuando el individuo se encuentra en una maraña de problemas o de decisiones que hay que tomar; la persona se siente atascada en el barro, incapaz de girar el volante a derecha ni a izquierda; las situaciones y los dilemas se convierten en una masa compacta que la paraliza. Cuando así sucede, suele ser el cuerpo el que encierra el camino hacia la solución del problema; en vez de tratar de resolver la dificultad o de ordenar los detalles prácticos, es probable que sea más creativo dar un paso atrás –irse a limpiar de malas hierbas el jardín o fregar los platos- para dar tiempo a que la energía se disperse. Pero esta actitud no es fácil para los que tienen esta configuración, que con frecuencia muestran la obstinación y la terquedad típicas de este signo. La inseguridad que sienten en el dominio de lo inmaterial suele ser la razón subyacente por la cual confiere a las cosas una solidez y una literalidad inapropiada o prematuras; su capacidad para pensar simbólicamente está dañada, simplemente porque esta manera de pensar les inspira demasiado miedo. Resumiendo, Quirón en este signo, su punto sensible de la persona se relaciona con la seguridad material, las posesiones, la comodidad, la acumulación. Aquí se puede desarrollar nuevas maneras de resolver la parte material de la vida, que luego puede ser útil para los demás; Reside en la manera de equilibrar el nivel adquisitivo dándole el justo valor.

Quirón en Géminis: La persona no se fía de sí misma ni de su mente. Se aferra a ideas ajenas y no valora las suyas propias. Sensación de no haber dicho lo que se quería decir al intentar transmitir una idea. Tendencia a idolatrar la inteligencia. Debe superar el miedo a ser incomprendido y valorar su propia forma de pensar. Indica mucha actividad mental que deberás traducir a niveles prácticos o materiales para que no te genere conflictos nerviosos o psicológicos. Tiendes más a aprender que a enseñar. Esta posición favorece a las personas que coordinan actividades entre la mente y el cuerpo, especialmente las manos (músicos, artesanos, deportistas). Puedes tener una amplia o variada gama de conocimientos, pero existe una dedicación (o dos) especial y notable, diferenciada de las demás. Puedes trabajar en medios de comunicación o información. Eres una persona transmisora de información.

Con Quirón en Géminis la persona puede sentir que su mente está herida, que no es de fiar, corre el riesgo de desintegrarse o está sometida a ataques de actividad incomprensible. Es probable que estos nativos absorban indiscriminadamente ideas tomadas de cualquier parte, en su esfuerzo por entender lo que está sucediendo. Con frecuencia se les hace difícil creer en sus propias ideas; quizá les preocupe no saber si tienen o no razón y terminen repitiendo como loros ideas ajenas, que incluso asumen como propias, o que usan como una red de seguridad para contener los fragmentos dispersos de su pensamiento. Con este emplazamiento, el impulso a entenderlo todo alcanza con frecuencia proporciones obsesivas: a medida que la confusión o la disociación van en aumento, la persona se «identifica con su mente», se pone nerviosa y se ve abrumada por la tensión. Sin embargo, si hay una madurez y una seguridad personal básica, la mente de quienes tienen a Quirón en Géminis puede estar muy abierta a las fuentes transpersonales, de un modo que favorece la creatividad y la sanación, y que puede ser profético y mediúnico en un sentido positivo. Con este emplazamiento es probable que necesitemos tomar conciencia de las pautas de pensamiento contraproducentes y destructivas que tienen origen en las heridas de la niñez, o que constituyen las actitudes y las creencias tácitas(no expresado formalmente) que hemos heredado del medio ambiente de cuando éramos niños. Es probable que muy precozmente hayamos tomado decisiones inconsciente basadas en reacciones emocionales dolorosas. También puede haber una discrepancia entre el concepto que tiene la persona de su propia capacidad para comunicarse y la forma en que se hace entender por los demás. Tras haber esforzado por expresar sus ideas, puede suceder que el nativo después crea que en realidad no ha dicho lo que quería decir y que sienta frustración y enfado. Sin embargo, con frecuencia la realimentación recibida de los otros le hace ver que en realidad ha sido muy claro, y que incluso ha conseguido despertar admiración por su capacidad de expresar verbalmente lo que piensa y siente, Y paradójicamente eso aumenta su frustración y su descontento!. Pero también se puede observar lo contrario, es decir, pueden expresar sus ideas de manera confusa e idiosincrásica, llena de incoherencias y contradicciones, y después se asombran de que los demás no los entiendan. Con este emplazamiento es frecuente que, en la niñez, los padres del nativo no le hablaran de las cosas que son realmente importantes, como los sentimientos personales o los temas relacionados con la sexualidad, la enfermedad y la muerte, en la errónea creencia de que así evitaban herir los sentimientos de su hijo. De este modo, podemos crecer sin tener conocimiento del vocabulario que nos permita comunicar nuestros pensamientos y sentimientos más íntimos, y con un funcionamiento mental principalmente defensivo que no tiene conexión alguna con la vida real. Y podemos ser capaces, inteligentes y bien educados, pero ineptos cuando se trata de expresar la verdad de nuestros más íntimos sentimientos. Es probable que su mente funcione de una manera intuitiva o asociativa; es lo que se suele llamar una mente «primitiva», que tiende ver la totalidad de la imagen mas bien que las partes. En la educación, donde el Dios es la lógica, una persona así puede tener «dificultades de aprendizaje» en su niñez. Sin embargo, éstas se deben con frecuencia a una discrepancia entre el modo natural de pensar del niño y el método de enseñanza. Hay personas que tuvieron esta experiencia y más adelante aprendieron a valorar la originalidad de sus ideas y percepciones al expresarlas mediante imágenes y otros recursos no verbales. También puede ser útil descubrir un marco de referencia para la síntesis dentro del cual se atenúen sus temores de estar locos y que les sirva para conceptualizar y validar sus intuiciones; Cuando la mente asociativa o transpersonal no ha sido reconocida, estos individuos pueden volverse paranoides, acosados por extrañas percepciones subjetivas; es probable que se sientan en el centro de un laberinto de impresiones, tan inexplicable como hostil, e incapaces de liberarse de él y de distinguir el adentro del afuera. Cuando la función de aclaración, separación, división y discriminación del Logos(comedia rústica) está dañada, el resultado puede ser terrorífico. También aquí, un marco de significación adecuado puede significar la diferencia entre el desastre y un auténtico proceso de sanación. A veces es intelectualmente arrogante y tiende a endiosar la mente y a no valorar lo irracional, considerando que quienes no están intelectualmente cultivados son seres inferiores. Estas personas pueden beneficiarse de algún tipo de actitud religiosa que les permita reconocer que, en cuanto seres humanos, no pueden saberlo todo, que sólo Dios lo ve todo y es omnisciente(que todo lo sabe, que sabe muchas cosas). El problema de la dualidad es critico. Puede ser que nos sintamos casi paralizados por una aguda percepción de nuestras oposiciones internas, que sepamos que, sea lo que fuere que hagamos o decidamos, la otra polaridad vendrá a interferir o a quejarse, o provocará melancolía y depresión. Sucede a veces que, un hermano o una hermana esté literalmente herido, es decir, que esté físicamente enfermo o que sea deforme o mentalmente retardado, o también que por alguna otra razón llegue a ser muy importante en nuestra vida, al punto de convertirse en un conflicto. Estas relaciones pueden ofrecer especiales posibilidades de dañar o de sanar. Es probable que haya rivalidad u hostilidad, que sintamos que el otro –o la otra- fue de alguna manera favorecido. Por otra parte, podría ser que tuviéramos que afrontar el sentimiento de incomodidad y culpa que representa saber que uno mismo fue el favorito en la familia. Las relaciones entre hermano y hermana pueden tener intensas resonancias sexuales, que a veces se llevan a la practica; sin embargo, es más frecuente que busquemos posteriormente una pareja que se parezca a la hermana o hermano amado, que también puede asumir el papel del mentor o del sabio que ejerce una influencia positiva en nuestra vida. Resumiendo, el punto clave es la comunicación y la mente, Quirón puede representar aquí puntos problemáticos, que el individuo tiene que resolver a través de nuevas maneras de comunicar, mediante un entendimiento mayor, de las diferentes formas de pensamiento. La persona puede tener un miedo profundo a ser incomprendido, lo que lo lleva a aclarar su modo de pensar y de comunicar. Otro punto a resolver, será la relación con el entorno y los hermanos.


Quirón en Cáncer: La herida está relacionada con la separación física de la madre. Faltan la sensación de pertenencia y de seguridad. Se siente desarraigado, exiliado o abandonado. Debe aprender a abrirse y recibir el apoyo emocional de los demás. Son personas muy empáticas y sensibles a las emociones de otros. Con esta posición hay fijaciones y ataduras del pasado, así como interés en los propios orígenes o raíces que suelen ser característicos. Las relaciones familiares, (paterno-filiales) suelen comportar alguna enseñanza crucial, positiva o negativa. Algún miembro de la familia o sustituto, tiende a ser considerado como maestro en algún sentido por el nativo, o bien buscará ese maestro a través de grupos o de figuras históricas nacionales del pasado.

Cáncer nos va a describir al progenitor «oculto»(ecos de Capricornio), es decir, aquel que ha estado menos presente física o emocionalmente y es, por consiguiente, mas desconocido y misterioso. Si se considera que muchos hombres «se casa con su madre», y que en nuestra cultura es frecuente que el padre esté todo el día fuera de casa. Quirón en Cáncer, subraya la relación con el padre. Este puede haber sido vivido como alguien que hiere o daña, o que es inadecuado en algún aspecto importante; quizá la relación haya sido sumamente conflictiva. Tal vez el padre fuera totalmente desconocido, hubiera muerto o se hubiera ido antes del nacimiento del hijo. Pudiera haber sido clérigo o médico, un sanador quironiano o una figura de salvador, con la cual ningún hijo ni otro mortal pueden competir. Las variaciones son interminables, pero lo que describe generalmente la naturaleza de la herida son los aspectos que este forma. También nuestra herida está inevitablemente relacionada con los primeros cuidados maternos y con las necesidades básicas de seguridad. Muchos sienten la nostalgia del útero materno, se sienten agraviadas por la expulsión del nacimiento y andan en busca de un hogar, de una sensación de pertenencia y de seguridad. Con este emplazamiento podemos vernos forzados a hacer un largo viaje interior para encontrar nuestras raíces en el interior de nuestra propia psique, un viaje que nos es impuesto por el sentimiento de estar exiliados de la vida humana. Finalmente, la fuerza proviene de la íntima sensación de que la vida entera nos pertenece y de que no necesitamos poseerla, porque ya la tenemos. La cuestión de la pertenencia es algo que con frecuencia se exterioriza y se idealiza, y entonces sacrificamos nuestros propios sentimientos y potencialidades a fin de pertenecer a otra persona o grupo. Al sentirnos exiliados, vamos en busca de una matriz donde podamos quedarnos para siempre, protegidos en una especie de contenedor maternal. La actitud tácita ante los demás es: «cuídame, y yo seré cualquier cosa que tu quieras que sea». Es probable que nos afiliemos a una estructura Capricorniana, como puede ser una corporación comercial, una escuela o una sociedad donde los principios sean importantes, pero aún seguiremos sintiéndonos exiliados. Sin embargo, la matriz que elegimos tiene generalmente límites firmes, que terminan por coartar nuestra evolución, como una concha que le ha quedado pequeña al cangrejo que crece, y entonces debemos luchar por salir de ella. La vida empieza a darnos las sensaciones de una serie de prisiones o de «úteros malos» hasta que, como en el vientre de la ballena, nos vemos obligados a refugiarnos, para buscar nuestro sustento, en nuestra profundidad interior, donde es probable que encontremos nuestros orígenes espirituales. Con Quirón en Cáncer, la madre puede haber sido vivida como alguien que hiere, a causa de algún trauma específico o de una separación súbita que nos haya dejado aturdidos e incapaces de entender qué demonios fue lo que pasó; puede ser que entonces lleguemos a la conclusión de que nosotros hicimos algo malo, y que más adelante tendamos a ser hipersensibles a la desaprobación. La herida de Quirón en este signo es la que toda la humanidad comparte: la expulsión originaria del útero y la separación de la madre. Llegan hacer muy sensibles al sufrimiento emocional de los demás, y son capaces de empatizar con ellos, lo que hace que a la gente le sea fácil expresar en presencia suya sus sentimientos, y en especial su dolor. Al tener este emplazamiento, posee la capacidad de nutrir emocionalmente a su prójimo, de aceptarlo cuando es más vulnerable, sin sentirse amenazado. Pero su dificultad puede estar en las relaciones que no se ajustan al modelo de la dualidad madre-hijo, en el cual se encuentra sumamente cómodo y que si de usted dependiera no abandonaría en ningún momento. La separación se le hace difícil porque necesita que lo necesiten, y puede recurrir incluso a sutilezas emocionales para volver a establecer la «unidad umbilical»con la gente. No le es fácil dejar que los demás sean independientes, y puede sacar a relucir las pinzas del cangrejo si su papel de «nutridor» se ve amenazado. Sin embargo, si usted siente que abusan de sus buenas intenciones, puede ser bastante mordaz y rencoroso. También puede hacerle difícil recibir alimentos, tanto emocional como físico, por lo que siempre se siente hambrientos y nostálgicos, muriéndose de hambre en medio de la abundancia. Entonces, el nativo se esconde: se siente demasiado vulnerable para abrirse y recibir de los demás, pero dentro de su caparazón protector se reseca y se encoge. En estos casos el estómago puede ser un punto vulnerable del cuerpo, y expresar las intensas emociones de la persona con este emplazamiento, que también podría convertir en hambre física otras necesidades emocionales, y dedicarse a comer cuando lo que en realidad necesita es sustento emocional. El ritmo vital naturalmente cíclico que caracteriza a Cáncer puede verse perturbado o quedar relegado al inconsciente cuando Quirón está en este signo; por ello, conviene que las personas con Quirón en este signo tomen conciencia del flujo y reflujo de sus propias mareas energéticas, para así no contra ponerse inconscientemente a ellas cuando se sientan emocionales y pegajosos, o bien taciturno y retraídos. Es probable que provengan de una familia que los ha dañado, ya sea por una prepotencia manifiesta o mediante manipulaciones emocionales sádicas, presentadas como «bromas sin mala intención. Si cuando expresamos nuestras emociones se burlan de nosotros o nos tildan de melodramáticos, aprendemos que las emociones no están bien vistas o no aceptables, y que debemos tratar de ocultarlas para que los demás no las vean o, lo que es peor, de escondérnoslas a nosotros mismos. Entonces nos volvemos manipuladores o emocionalmente explosivos y gastamos mucha energía en el intento de controlar y suprimir nuestros sentimientos(aquí aparece la sombra de Capricornio). Puede que nos lleve algún tiempo a defendernos de nuevas heridas emocionales, especialmente en aquellas relacionadas de intimidad en que están en juego problemas de dependencia. Resumiendo, podemos decir que el punto sensible es la seguridad; seguridad a través del núcleo familiar o del grupo, a través de la protección de uno mismo y de su familia o grupo. La lección a aprender aquí se haya en el control de las emociones y el desapego al pasado. Son personas capaces de establecer un puente entre el pasado y el futuro, ayudando a los demás a asimilar las lecciones del pasado de una manera constructiva. Su papel en la vida puede consistir en buscar respuesta en el pasado o en la tradición, a los planteamientos e interrogantes del futuro.

Quirón en Leo: Falta de espontaneidad, miedo a hacer el ridículo. Bloqueo de la creatividad y de la autoexpresión. En el fondo desea ser admirado y brillar. Cree que debe impresionar a los demás para que lo acepten, en lugar de aceptarse a sí mismo tal y como es. Corresponde por lo general a personas que son maestros en algún sentido, pero maestros que suelen aprender de sus alumnos, en este caso también se da en padres que aprenden de sus hijos.

Con Quirón en esta posición, nuestra capacidad de ser espontáneo puede verse disminuida; nos sentimos incapaces de soltarnos para disfrutar sin trabas del momento, o –cuando lo hacemos- nos dejamos deslizar a extremos potencialmente destructivos. Con frecuencia con este emplazamiento vieron cómo su espontaneidad era gravemente aplastada en su niñez, y son hipersensibles al ridículo. Hay quien se enfrenta a esta situación haciéndose el payaso, defendiéndose anticipadamente del ridículo al hacer que la gente se ría de él. Otros se invisten de una máscara noble, casi regia, que los hace parecer siempre tranquilos y controlados, y así hacen que sean los demás quienes se sientan desaliñados y ridículos. Nuestra creatividad y nuestra capacidad de expresarnos son lo que puede estar herido con este emplazamiento de Quirón. Tal vez en la infancia hayamos tenido que renunciar a una posibilidad creativa que nos estimulaba, o nos vimos obligados a montar el espectáculo para gloria de nuestros padres... algo en el estilo de «Mira qué bien toca el niño el instrumento musical!». Una lección física o un fracaso inexplicable pueden haber abortado una carrera promisoria en el mundo del espectáculo. Hay muchos que pueden fracasar en su carrera personal como actores pero pueden llegar a ser sumamente hábiles para apadrinar, promover y facilitar la creatividad y la expresión personal en otras personas, con frecuencia valiéndose de técnicas que encaran a las personas en su totalidad en vez de limitarse a enseñar habilidades. Con Quirón en este signo, es probable que hayamos aprendido desde temprano que lo que expresamos no es bien recibido. Nuestras primeras creaciones son la orina y las heces, y según cuál sea la actitud de nuestros padres hacia nuestras excreciones, podemos llegar a creer que lo que producimos es sucio, inaceptable y molesto. Más adelante, si nos esforzamos por expresar algo genuinamente nuestro, puede suceder que tropecemos con un terror inexplicable, con bloqueos a la creación, resistencias y conflictos internos. Quizás estemos más ansiosos de liberarnos mediante alguna forma de creatividad que de ninguna otra cosa, pero seamos totalmente incapaces de hacerlo. Con frecuencia, tras esta aparente incapacidad se oculta experiencias y sentimientos dolorosos del pasado, y es probable que si somos capaces de aceptar estas heridas el bloqueo desaparezca. Algunas personas enferman cuando se ven frente a la posibilidad de hacer algo creativo, especialmente si es algo que les exige mostrarse o actuar frente a un público. La posibilidad de constituirse en espectáculo les produce una sensación de vulnerabilidad que se expresa físicamente como enfermedad. Por un lado, es probable que sientan una falta de confianza, pero por otro también puede ser que alberguen un deseo inconsciente de ser estrellas más resplandecientes que cualquiera de los que le rodean, héroes o heroínas de proporciones desmesuradas. Generalmente, son más conscientes de lo primero, y es probable que tengan muchas dificultades para admitir su necesidad de admiración. Darse un poco de lustre frente al espejo es muy importante para los que tienen a Quirón en Leo, ya que pueden estar gastando muchísima energía en el intento de mantener a raya su fantasía de llegar a ser superestrellas. Es probable que, por mas deseos que tengan de alcanzar la belleza, adulación y fama, todo esto nos sea negado. Quizás pongamos a otros en un pedestal, y ello propicie la envidia, como le sucede a la Reina de Blancanieves, a quien le enfurece el hecho de no ser «la más hermosa». Si no podemos reconocer estos desagradables sentimientos de querer arruinar el éxito, la buena suerte y los logros artísticos de los demás, es probable que gradualmente vayamos agriando y destruyendo todo lo que hemos creado en nuestra propia vida. Nos limitaremos a mantener perpetuamente abierta nuestra herida ocultando nuestras aspiraciones creativas, con el pretexto de que no son importantes, o denigrando las cosas que en realidad más nos interesan. Con frecuencia temeremos la envidia ajena, y puede suceder que lleguemos a complicarnos la vida con personas envidiosas y vengativas cuando corremos el riesgo de librar nuestra vena creativa. Con este emplazamiento puede ser útil que aprendamos a distinguir entre crear para impresionar a los demás y adquirir poder y prestigio, solo por el placer de hacerlo. También es posible que seamos incurablemente ingenuos y estemos convencidos de que si nos comportamos con nobleza la vida nos tratará de la misma manera. Sin embargo, si en repetidas ocasiones eso no sucede, es probable que nos quedemos perplejos o nos deprimamos. Aunque tengamos fe en la bondad básica de la gente, también puede suceder que estemos ansiosos de estar a salvo de la mezquindad del mundo, y que al hallarnos en situaciones que nos exigen hacernos valer o buscar desquites ingeniosos, demos marcha atrás y, considerándonos por encima de semejantes mezquindades, ocultemos nuestro miedo con el desprecio y con actitudes en el estilo de «Yo estoy por encima de esas cosas». A estos nativos se les hace difícil aceptar el lado bajo e innoble de la vida. Prefieren ver las cosas desde el ángulo de los grandes gestos, las actitudes teatrales y los dramas arquetípicos del corazón y sus pasiones. A veces, al mismo tiempo que miran con disgusto la mediocridad, la mezquindad y la tracción a uno mismo que nos impone a todos la vida, se sienten avergonzados de su propia pequeñez de corazón. También el sufrimiento pueda llegarles a través de los hijos. Quizás no pueda tenerlos, por mas que los desee; puede ser que nazcan enfermos o disminuidos o que mueran jóvenes; tal vez se sienta heridos por ellos, por que no lo valoran, o lo envidian, o por mil razones; pero también los hijos pueden ser fuente de júbilo y de sanación, gracias a su generosidad, su espontaneidad y su sabiduría naturales. De cualquier manera es probable que la relación con los niños, sean o no nuestros hijos, se caractericen por temas quironianos: experiencias de aprendizaje, de herir y de sanar, descubrir su niño interior y todas las virtudes creativas que este alberga y que se encuentran reprimidas. Aquí el «Viaje» puede significar el encuentro con el centro creador de nuestro propio ser interior, y no el mero hecho de montar un espectáculo o de perfeccionar una determinada técnica creativa. Si nuestro sentimiento de que somos excepcionales está lesionado, esto podría impulsarnos a intentos cada vez más desproporcionados –y quizá más inútiles- de obtener de los demás la valoración positiva que nos falta interiormente. Sin embargo, esto mismo puede generar también una búsqueda interior del perdido sentimiento de quienes somos. Nos sentimos como si nos faltara algo y lloramos por una espontaneidad perdida o borrosamente evocada. Nuestro viaje hacia este reencuentro puede exigirnos correr algunos riesgos en el dominio de nuestra propia expresión; quizás clases de teatro, lecciones de canto o ejercicios de dibujo libre nos ayuden a reconectarnos con ese perdido sentimiento de quienes somos. Si podemos disfrutar de estas actividades por lo que son, o por el bien que nos hacen, y olvidarnos de la necesidad de impresionar a los demás, mediante ellas podemos liberar una gran vitalidad. Sanar es el proceso que se produce cuando aceptamos en nuestro interior a este hijo aparentemente «inútil», que representa aquella parte de nosotros que es torpe, inadaptada e ingenua, la parte que se siente inferior e infantil. Resumiendo, el punto sensible aquí es la valoración personal y la auto expresión; la persona será muy sensible a la crítica y también muy susceptible. El individualismo puede causarle problemas. La lección a aprender aquí consistirá en aceptarse a si mismo, sin perder su propio respeto personal. Surgirá un gran poder creativo y también se desarrollarán facultades educativas.

Quirón en Virgo: Falta o exceso de autocontrol. Capaz de organizar los asuntos ajenos, pero no los suyos propios. Es un perfeccionista que puede sentir que nunca hace las cosas del todo bien. Demasiada atención a los detalles hace que sea difícil asimilar las experiencias o procesar la información. Corre el peligro de entregarse a los demás hasta olvidarse de sí mismo. Con esta posición, suele haber ligado algún problema con el trabajo o la salud, cuya solución puede ser crucial para la propia evolución. La dedicación al trabajo tiende a ser cuidadosa, entregada y efectiva, y el nativo suele convertirse en "maestro de su oficio", el cual es considerado como la principal vía de búsqueda y exploración. Aparecen empleos relacionados con el magisterio, así como médicos y sanitarios, geólogos, herbolarios y agricultores, psicólogos e investigadores, y suelen ser frecuentes las habilidades manuales. La atención sobre la higiene suele consistir en la adopción de disciplinas cotidianas de mantenimiento, en usos y modos de vida sanos, moderados y conscientes, y en el ejercicio y la vida más natural posible.

Con Quirón en Virgo, el control suele ser un problema, por exceso o por defecto. La vida en general y el cuerpo en particular pueden estar rígidamente controlados, o sometidos a disciplinas de ejercicios y a dietas especiales. Para las personas con este emplazamiento son importantes la pureza y el orden, y es probable que sientan la necesidad de estar constantemente organizando sus pensamientos, su vida y la de los demás, en su intento de mantener a raya el caos que siempre parece estar a la vuelta de la esquina. Quizá tengan que aprender por ensayo y error qué es lo que se puede controlar y qué no, hasta que terminan por encontrar alivio cuando aprenden a aceptar que hay emociones caóticas y situaciones prácticas. Al arriesgarse a delegar ciertas responsabilidades en los demás, ven que el universo no se cae en pedazos si no son solamente ellos quienes lo organizan. Virgo rige los intestinos, y es posible que las personas con Quirón en este signo encuentren dificultades para procesar la información, los pensamientos, las emociones y, en general, la experiencia de la vida. Son gente que colecciona objetos varios, fotografías, ideas o información, sin llegar a digerirlos ni a crear algo propio; se les hace difícil despegare de una experiencia antes de haberla ordenado y tenerla archivada en la memoria; pueden seguir durante años procesando una experiencia dolorosa, evaluando todos sus matices; sometidos a estrés, pueden volverse obsesivamente pragmáticos y analíticos, y llegan a preocuparse por detalles aparentemente sin importancia. Los problemas emocionales suelen reflejarse de manera particularmente directa en los síntomas físicos. Quizá la posibilidad de contraer enfermedades graves suscite fobias, y también es probable que estos nativos aborrezcan alguna parte de su cuerpo o se avergüencen de ella, o que tengan problemas con la comida. Los sentimientos característicos de Piscis, con su carácter oceánico, están incómodamente cerca, y es probable que estas personas coman para sentir que son sustancia, para ocultar su miedo a la disolución o para interceptar sentimientos profundos o impulsos instintivos que amenazan con arrasar el control propio de Virgo. También es posible, alternativamente, que se maten de hambre para mantener a raya la materia y la sustancia, y que encuentren cierto con suelo en controlar su propio cuerpo. Con este emplazamiento, sin embargo, el cuerpo no sólo les sirve para conectarse con los dolores emocionales del pasado personal, sino que también es fuente de sanación, vitalidad y de poderosa sexualidad. Algunas personas dan la impresión de no tener nada en cuenta la mentalidad analítica y ser, en cambio, más bien de la naturaleza de Piscis: ocultan a los demás sus características obsesivas típicas de Virgo. Los que tienen este emplazamiento suelen ser capaces de organizar la vida de otras personas, pero no la suya. Pueden ser bastante «voladores», desorganizados y caóticos, pero a veces tienen también capacidades mediúmnicas. También es frecuente que haya una experiencia de esterilidad en algún nivel. Quizás el nativo no pueda tener hijos, o sea incapaz de concretar sus pensamientos; o bien, aun siendo capaz de ambas cosas, es probable que subjetivamente se sienta estéril, cosa que es fuente de un intenso dolor. Quien aprenda a sobrellevar con dignidad esta carga, sin caer en la amargura, quizá pueda redescubrir su aptitud para ser madre –o padre- de otra manera: en profesiones que incluyan el hecho de cuidar a otras personas (médicos, enfermera, asistente social, etc. ), en la enseñanza o convirtiéndose en asesor y guía de quienes así se lo pidan. Es necesario que las personas con este emplazamiento estén atentas a su tendencia recurrente a sentirse mártires y a experimentar, como corresponde, sentimientos de culpa; éstos son los aspectos menos placenteros del eje VI-XII, y suelen resultar del hecho de consagrarse a servir a los demás sin ocuparse lo suficiente de uno mismo. Este emplazamiento confiere el don de entender instintivamente cómo auspiciar y cultivar lo mejor que hay en los demás y en nosotros mismos. Con Quirón en esta posición las actividades típicas de Piscis pueden facilitarle la sanación, y es probable que instintivamente se sienta atraído hacia ellas. Los periodos de soledad para dejar que las cosas se disuelvan tranquilamente, la proximidad del mar o el recurso de embriagarse y entregarse al caos son algunas de las maneras de liberar las tensiones típicas de este emplazamiento. También será útil cuidar del propio cuerpo, aprender sus necesidades dietéticas y las señales que envía, ya que los problemas emocionales, las fuentes de tensión vital y las actividades que nos desequilibran se cobran inmediatamente su tributo físico. En vez de considerar esto como una molestia, intente el individuo establecer un diálogo permanente con lo que experimenta su cuerpo, y tal vez se quede sorprendido por la forma en que éste es capaz de guiarlo y apoyarlo. Aprender a dejar que hable la sabiduría del cuerpo y acostumbrarse a escucharla es, con frecuencia, un rasgo característico del viaje de los que tienen este emplazamiento. Sanar la escisión entre cuerpo y espíritu, entre lo corpóreo y lo incorpóreo, es en este caso un tema muy importante; Arquetípicamente, la imagen de Virgen Negra tiene asociaciones con este signo y simboliza esta unión. A la Virgen, por su parte, le aterra la penetración, tanto física como psicológica, y con frecuencia, para defenderse de ella, se convierte en una difusa y piadosa figura materna (matices de Piscis) y, en cuanto tal, imposible de penetrar. También puede «congelarse» emocional o físicamente, con lo que quizá se aparte por completo de toda relación sexual. Puede mantener relaciones seudoplatónica, en la que nunca se reconoce abiertamente los aspectos sexuales, y que puede desembocar en una agria relación, crítica y destructiva por ambas partes, que al parecer da a ambos miembros de la pareja un curioso sentimiento de satisfacción sadomasoquista. A Virgo se lo asocia tradicionalmente con las artes y los oficios –incluso el de la medicina(especialmente la naturista y la homeopática)- que mejoran la calidad de nuestra vida terrena y ponen en juego el trabajo con materiales concretos. Uno de los dones de este emplazamiento, sin embargo, es la capacidad de servir a la vida como tal sirviendo a la propia y autentica verdad y a la de los demás. Mas allá de la herida del exceso de control y de distancia pueden existir un profundo sentimiento de conexión con la totalidad de la vida y una experiencia de estar total e íntimamente interpenetrado por ella. Resumiendo podemos decir que el punto sensible es el perfeccionismo exagerado en los detalles, el sentimiento de inferioridad y todo lo relacionado con el trabajo y la salud. En este signo se potenciará la parte curativa del Planeta. La persona puede ser muy sensible a la enfermedad y a través de su experiencia en este campo desarrollar un conocimiento interno, que puede ser útil a los demás, a un nivel curativo.

Quirón en Libra: Bloqueo de las relaciones personales. Mantiene las distancias para no salir herido, en un estado de alerta continuo. Tendencia a proyectar las emociones en otras personas. Son personas con mucho tacto y extremadamente diplomáticas. Deben aprender a afrontar las asperezas de las relaciones. La relación de pareja enfatizada como vía de conocimiento y aprendizaje. El esquema de la relación puede convertirse en el de Maestro-alumno, en uno u otro sentido y en ambos, a la vez y alternativamente.

Con este emplazamiento, las relaciones son de primordial importancia, y aquí encontraremos a Quirón en todas sus diversas facetas; es probable que muchas veces nos metamos en el fuego y nos quememos. Esta situación es con frecuencia una repetición de nuestra relación inicial con el progenitor del sexo opuesto, y puede hacernos creer que las relaciones son peligrosas y es mejor evitarlas, o por lo menos abordarlas bien pertrechados para la batalla. Esto puede llevarnos al sufrimiento, a la soledad y a ponernos a la defensiva, mientras no hayamos reconocido la fuente de esta pauta. El entorno de nuestra niñez puede haberse caracterizado por relaciones destructivas, o quizá por la falta de relación y el mantenimiento de una máscara de cortesía como pantalla para ocultar la hostilidad, la venganza y la competitividad (matices de Aries). Es probable, por lo tanto, que hayamos aprendido más sobre la forma de defendernos que sobre cómo establecer relaciones, y las cosas se complican porque el enemigo es esencialmente invisible: los sentimientos que no se expresan pueden herirnos mucho más que los que reconocemos abiertamente, incluso cuando estos últimos son muy desagradables. Tal vez hayamos aprendido a complacer a todo el mundo, a ser todo lo que los demás necesitan, a suavizar los posibles conflictos. Quizá tengamos una sobredosis de la diplomacia y el tacto de Libra, que nos deje temerosos, frágiles y en actitud defensiva, porque con Quirón en Libra los conflictos interpersonales nos perturban más de lo que es habitual, debido quizás a este conflicto manifiesto o subterráneo en el ambiente de nuestros primeros años. Paradójicamente, aquí puede haber otro ejemplo de la herida que se cura por la acción de la espada que la produjo: aquí tenemos la capacidad de aprender a permanecer creativamente en situaciones llenas de conflictos, a pelear con limpieza y a confiar en nuestras relaciones durante el proceso. En Libra nos encontramos también por primera vez con el «otro»: tanto con «otras» personas diferentes de nosotros como con nuestro propio «otro» interior, la sombra o el lado inconsciente de nuestra naturaleza. Este emplazamiento incrementa nuestra tendencia a reaccionar ante las personas como si fueran extensiones de nosotros mismos; es probable que nuestras reacciones emocionales ante los demás tengan más que ver con nosotros mismos que con ellos. Puede ser que tengamos dificultades en las relaciones, en las que parece que los demás se pelearan con nosotros: en realidad, están luchando por no ser la imagen que proyectamos sobre ellos. Así pueden generarse situaciones de servidumbre emocional; las relaciones pueden terminar volviéndose lesivas para las dos personas implicadas que probablemente se autodestruyan. En cuanto a la imagen de Quirón, ya pone en juego un difícil acoplamiento de elementos irreconciliables, cuando el planeta está en Libra, aumenta la tendencia a vivir los problemas quironianos por intermedio de terceros. Por ejemplo, es probable que inconscientemente el nativo se adapte a alguno de los papeles asociados con Quirón: el de herido, el sanador, el de maestro, el de aprendiz, el de proscrito(desterrado), el de salvador, el de héroe y el de heridor. Entonces atraerá hacia sí a las personas que representen su puesto; de hecho, quienes tienen este emplazamiento de Quirón aprenden mucho sobre sí mismos fijándose en la clase de personas hacia quienes se sienten atraídos, y en las que se sienten atraídas por ellos, en la medida en que simbolizan lo que en ellos mismos es débil o se encuentra en estado potencial. Por ejemplo, quien siempre atraiga a los «patitos feos» tendrá que preguntarse si no estará negando algún doloroso fallo propio, o si necesitará de ellos para sentirse poderoso; quien se relacione siempre con personas dominantes tal vez no esté reconociendo su propio poder. Quien termine frecuentemente sintiéndose víctima en sus relaciones necesitará descubrir poco a poco los mecanismos con que, sin darse cuenta, provoca estas situaciones. Porque si insistimos en ver al «heridor» como alguien que esta fuera de nosotros, es probable que culpemos a los demás y no hagamos caso de nuestra propia contribución, con lo que dejamos la puerta abierta para que la situación se repita una y otra vez. La actitud de víctima inocente no tiene mucho que ver con Quirón en Libra. Muchas personas con este emplazamiento han vivido como muy lesivas(perjudicial) una relación importante en su vida, de la cual no podían escapar o que les exigió un largo tiempo de recuperación, porque contactan con el mundo arquetípico(prototipo) por mediación de otras personas, y el dolor y el voltaje emocional del contacto pueden ser una característica de su vida. Aunque en un nivel nuestras relaciones pueden ser el eco de la relación que tuvimos con nuestro padre o madre, con este emplazamiento es fácil que la sanación dé la impresión de producirse mediante el reconocimiento del nivel arquetípico. También podemos sufrir indeseables períodos de separación y aislamiento, y mantener relaciones que nos dañan hasta el día en que sentimos que ya es demasiado, cerramos a cal y canto el corazón y nos aislamos de la gente. Pero este retraimiento también puede tener una dimensión creativa, si el nativo utiliza el espacio reservado detrás de la barrera para estudiarse a fondo y descubrir qué es realmente lo que pasa. Con este emplazamiento se da una fuerte necesidad de mantener la distancia, y una resistencia no menos intensa a esa misma actitud. Son personas que periódicamente necesitan distanciarse de los demás para recuperar lo que pueden haber proyectado sobre ellos, y que también tienen tendencia a desplazar sus sentimientos y emociones. Estos nativos aprenden mucho, también, cuando encaran los aspectos menos placenteros de las relaciones, ecos de las características marcianas. Entonces pueden verse envueltos en luchas subterráneas por el poder, sin querer relacionarse más que en los términos que ellos mismos fijan para poder afirmar subrepticiamente(ocultación de un hecho que se hace para lograr alguna cosa)su propia voluntad. Pueden ser muy competitivos, pero –tal vez afortunadamente- sin darse cuenta de ello; son capaces de provocar inconscientemente a los demás y de generar conflictos para apartarse de su propia tensión interior. A la inversa, también pueden tener mucho miedo de estas características y ser víctimas de ellas cuando se dan en los demás. Sin embargo, nos podemos ver obligados a aceptar el hecho de que si somos auténticos con nosotros mismos no vamos a gustarle a todo el mundo, y de que tener enemigos no significa que uno sea una mala persona. Nuestro sentimiento de individualidad no tiene por qué depender de que gustemos a los demás. Quien mantenga una relación con alguien que tiene a Quirón en Libra necesitará aprender a defender su terreno y no terminar definiéndose como su mero opositor. Aunque la esperanza de las personas con este emplazamiento es crecer gracias al reto que les plantean las relaciones, con frecuencia ellas mismas lo dificultan porque su propia herida, o punto ciego, está precisamente allí, y es probable que quien se acerque a ellas se tenga que enfrentar con represalias ponzoñosas o con un silencio glacial. Por otra parte, si no crecen es muy probable que la relación se estanque. Estos nativos son muy sensibles si se sienten juzgados u observados; pueden sentirse atacados si se ven que otra persona quiere mantener la distancia, o considerarla fría o indiferente. Les horroriza la posibilidad de ser irracionales o injustos y pueden pasarse de diplomáticos y cautelosos en la expresión de sus sentimientos. Con frecuencia tienen miedo de sus propios sentimientos negativos, que pueden acumularse hasta hacer erupción en escenas de recíprocas acusaciones. El nativo, si no es capaz de respetar su necesidad de estar solo, tenderá a llevarla literalmente a la practica, y en ese caso, es probable que él ( o su pareja) haga las maletas y se vaya, cuando con un poco más de sinceridad emocional podría haber bastado. Algunos de estos nativos se casan o tienen relaciones de intimidad con personas que trabajan en el campo sanitario. Incluso es probable que puedan asumir el papel del herido, y en este caso se produce una situación sumamente destructiva, a la cual son muy vulnerables las personas cuyos padres – uno o ambos- son médicos, sacerdotes, sanadores, espirituales de alguna forma o maestros. Resumiendo, el punto sensible está en la noción de lo que es justo, y en la capacidad de decisión. La persona valorará mucho a los demás con el consiguiente riesgo de ser manipulada. El aprendizaje de la relación justa y equilibrada con la otra persona, será su mayor lección. En este signo de gentileza y seducción, el Ser se verá atacado por Saturno, planeta exaltado en él. La relación con el otro es fuente permanente de conflicto, hasta que el individuo consiga establecer un encuentro verdadero basado en lo esencial aceptando la realidad tal cual és, sin idealizarla. La búsqueda del amor personal y de la belleza, podrá ser transformada hacia el arte que tiene una acción reequilibrante, para su personalidad o bien en una vocación humanitaria, en la que pueda satisfacer su necesidad de amor.

Quirón en Escorpio: La persona se enfrenta con temas como el sexo, el nacimiento, la muerte y la regeneración. Cierta fascinación por la muerte como retorno al punto de partida. Consciente de la fragilidad de la vida, teme la pérdida o el abandono. Hay un deseo de ser diferente, de transformarse en lo que uno no es. Indica que el área de búsqueda de conocimiento es la de la muerte y el sexo. Puede haber una profunda relación transformadora con una pareja muy escorpiana o plutoniana, y también se dan casos con esta posición en los cuales las relaciones sexuales se llevan a cabo desapegadamente provocando desastrosas experiencias humanas. Son muy factibles las capacidades psico-espirituales.

En este signo, buscamos la transformación personal, intentamos superar nuestra condición de seres aparte y legar a ser algo más que simplemente nosotros; merced a nuestros profundos enfrentamientos con los demás, y a nuestro deseo de unificarnos con ellos, crecemos. Aquí encontramos los poderosos temas de la sexualidad, el nacimiento y la muerte, la perdida y el abandono, la destructividad emocional, el renacimiento y la regeneración. Por mediación de este signo podemos renacer, experimentando nuevamente los profundos sentimientos de épocas preverbales que hasta ahora habían estado sepultados, pero que vuelven a aflorar a la superficie en nuestras relaciones de intimidad y en nuestros contactos sexuales, que bien pueden parecer campos minados. Aquí nuestras heridas más profundas están presentes y nuestra vida emocional puede haber quedado fijada en una etapa infantil. Por eso es importante que estos nativos se familiaricen con la vida emocional de su primera etapa instintiva, tanto con sus extremos de rabia, voracidad, envidia destructiva, depresión y culpabilidad, como con su amor, su profunda vitalidad y su capacidad de crecimiento, importantes también para tener una vivencia profunda del aspecto positivo de su vida emocional y de su conexión con los demás. Con este emplazamiento es probable que el nativo se enfrente desde muy temprano con la muerte, por ejemplo por obra de un trauma de nacimiento grave, de una enfermedad que ponga en peligro su vida, de la temprana muerte de uno de los padres o como resultado de alguna otra experiencia de proximidad con la muerte. Freud creía que en el ser humano conviven dos poderosos impulsos contrarios, uno orientado hacia la vida y el otro hacia la muerte. Aunque controvertida, es probable que esta idea no nos parezca tan absurda si tenemos a Quirón en Escorpión, porque poseeremos una conciencia clara, aunque a menudo incómoda, de nuestra propia destructividad o de nuestra fascinación por la muerte. Se impone en estos nativos una aguda percepción de la fragilidad de la vida. Pueden volverse muy controladores en su intento de protegerse de la perdida y del abandono. También pueden manifestarse esta característica en el ámbito del dinero, e imponerse una dura lucha, quizás estéril, por lograr la independencia económica. Como cualquier Escorpiano, sin embargo, estos nativos son habilísimos para ocultar su vulnerabilidad y su dependencia tras una máscara de malhumor o una fachada de seres poderosos e inescrutables. Muchas personas con este emplazamiento tienen también, en algún momento de la vida, sentimientos suicidas, y en ellas los cambios y transiciones importantes suelen ir acompañados de fantasías de suicidio y de muerte. Esto se puede considerar como una expresión de su deseo de retornar a la fuente, una fuente que, con Quirón en Escorpión, no es de una espiritualidad enrarecida y trascendente: estos nativos desean retornar al profundo útero de la Madre primordial, a una densa oscuridad y a una especie de conciencia celular desde donde se pueda renacer. En estos casos, puede ser útil reflexionar sobre la cuestión siguiente: «Qué hay dentro de mí que necesite morir para que yo pueda renacer?». Con este emplazamiento, el crecimiento personal suele ser bastante tumultuoso, y a veces parece que todo fuera cuestión de vida o muerte. También pueden sentirse inexplicablemente nerviosas y culpables por cada éxito que logran, y que constantemente esperan que les suceda algún desastre. Por debajo de su baja autoestima, de la facilidad con que se sienten mal, indignos y –sin saber por qué- equivocados, es posible que estos nativos teman su propio potencial destructivo y se impongan un riguroso control emocional destinado a proteger a los demás de él. La destructividad emocional inconsciente puede ser proyectada sobre otras personas, y entonces el individuo se vuelve bastante paranoico y vive preocupado por protegerse de su perseguidor, real o imaginario, procurando continuamente burlarlo o aplacarlo. Estos nativos pueden leer una amenaza potencial en situaciones en que, aun cuando ésta exista, no necesariamente se dirige contra ellos. También puede tender interiormente a asumir la culpa de malentendidos o situaciones equívocas que afectan a otras personas. Pueden llegar hacer supersticiosos por pequeñeces, y sentir que los aguarda un día malo si el autobús que esperan se retrasa. Todos estos rasgos configuran un negativo autoengrandecimiento, en virtud del cual se identifican con su maldad imaginaria y que puede indicar heridas profundas sufridas en la etapa preverbal, a las que todavía no se les ha permitido tener acceso a la conciencia. Las raíces de tan incómodos sentimientos se hunden en la temprana relación con la madre: el niño la quiere, la necesita para su supervivencia, y sin embargo teme su tremendo poder, puesto que ella puede satisfacer o no sus deseos. Querría devorarla totalmente, tragársela para que ella jamás pudiera abandonarlo; todas sus emociones, las positivas y las negativas, tienen este carácter devorador. La intensidad de estos sentimientos, normalmente se mitiga por obra de una buena actitud por parte de la madre, pero es frecuente que vuelvan a aflorar en la vida adulta cada vez que se tiene un intenso deseo de algo: poder, fama, sexo, dinero, comida, posición social o lo que fuere. Un poco como Fílira, la madre de Quirón en el mito, estos nativos anhelan fundirse completamente con otra persona, convertirse en ella y ser diferentes de lo que son. Si alguien despierta en ellos un fuerte sentimiento de amor o de odio, pueden sentirse a merced del otro, y entonces, «convirtiéndose en él», intentan recuperar algún sentimiento de su propio poder. De esa manera, la relación se vuelve devoradora y apasionada: el nativo quiere incorporarse, física y psíquicamente, al objeto de su deseo. Puede que necesiten mucho tiempo para perdonar a quienes los han herido y son incapaces de fingir que los perdonan. Tal vez sean personas que experimentan un incómodo placer al castigar y vengarse, un placer que sólo es posible superar si comienzan por reconocer que existe. Es frecuente que quienes tienen este emplazamiento se sientan heridos en el dominio de la sexualidad: el incesto, los malos tratos y aterradores episodios de sadismo y violencia suelen ser acontecimientos frecuentes, ya sea en la vida real o en la fantasía de estas personas, que pueden recibir o infligir heridas tremendas(pero también curarlas) por medio de sus experiencias sexuales, que para ellas son siempre motivo de confrontación con sus sentimientos mas profundos. Los hombres que tienen a Quirón en este emplazamiento viven con frecuencia su masculinidad como algo que quedó herido en su relación con la madre, y es probable que busquen constantemente mujeres más poderosas que ellos; puede ser que intenten someterlas, que compitan con ellas sexual o profesionalmente, o que las completen reverentemente a distancia. Sin embargo, si pueden reconciliarse con su temprano sentimiento de estar heridos, pueden ser muy afectuosos y mostrarse tiernos como pareja sexual, como padres, terapeutas o maestros, porque entienden lo que es el sufrimiento emocional, estos hombres suelen ser muy carismáticos, con el aura típicamente escorpiona de promesa sexual y de intensos sentimientos reprimidos; generalmente son muy atractivos para las mujeres, y no tienen reparos en explotarlo. Esto puede ser motivo de abusos cuando está en juego pautas infantiles inconscientes o, con más razón, si el nativo se empeña en fingir que nada de eso existe. Cómo sanadores, es probable que puedan ayudar a quien está atrapado en el dolor y la oscuridad, ya que su propio don es el conocimiento y la experiencia de estos ámbitos. Resumiendo, podemos decir que el punto clave reside en el poder y la capacidad de transformación de la persona, pero de una manera bastante distinta de la acción de Plutón; Con Quirón no hay impulsividad, sino una sensibilidad sutil a estos niveles. Ellos tienen un don para entrar en resonancia con la energía universal y el poder, y pueden estar tentadas de utilizarlo para la satisfacción egoísta de sus deseos, en realidad deben aprender a trasmutar esta fuerza de voluntad hacia metas impersonales para el bien común y a transmutar también su tendencia a la manipulación en ayuda constructiva. La energía sexual y el conocimiento oculto pueden ser fuentes de regeneración del Ser, confiriéndole una fuerza que puede ser útil a la humanidad. 

Quirón en Sagitario: Necesita entender el sentido de la vida y las respuestas tradicionales no le sirven. Dificultad a la hora de transmitir las propias creencias. Es un viajero en busca de la verdad y conocimiento. Sus creencias son fuertes, con peligro de caer en el fanatismo. Da un intelecto sintético y globalizador, pero las personas con esta posición  bien pueden ser pensadores profundos que extraen enseñanzas de la realidad, o anti-intelectuales, cuya realidad va con su propia filosofía de vida. Puedes viajar por el simple hecho de explorar e investigar y también se dan los casos de peregrinaciones o viajes largos que constituyen experiencias claves en la evolución filosófica o espiritual.

Con Quirón en Sagitario, empezamos a expandir nuestros horizontes mentales y filosóficos; perseguimos nuestros intereses especiales y vamos en busca de las pautas de significado que se revelan en nuestra experiencia personal de la vida. Ensanchamos nuestra comprensión de la vida viajando, experimentando o estudiando otras culturas, sus religiones y su mitología. Con Quirón como regente de este signo, aquí se expresan con intensidad sus temas. Cuando Quirón está en Sagitario, la fuerza impulsora de la vida es de naturaleza religiosa, aunque quizá no lo parezca a primera vista. Con frecuencia, el marco de referencia heredado de la religión no se adecua a las necesidades íntimas del nativo, que ha de recorrer un largo y a veces solitario sendero en busca de su propio significado individual y de su propósito en la vida. A veces esta búsqueda se hace literal, y hay personas con este emplazamiento que son grandes viajeros: se sienten sanados y espiritualmente alimentados por sus peregrinaciones a santuarios y lugares sagrados, y disfrutan también de la música, la comida y las costumbres de otras culturas. Los seres humanos han emprendido siempre viajes rituales de sanación, ya fuera a visitar grandes Iglesias y famosos lugares sagrados, o simplemente a sentirse en contacto con un árbol o una piedra que les dice algo. Es posible que tengan sueños recurrentes o que guardemos la imagen de lugares sagrados donde podemos regresar en nuestra imaginación, también nos sentimos fortalecidos por la comunión con la naturaleza, especialmente en zonas incontaminadas por la civilización. Con este emplazamiento el nativo puede haberse criado en una cultura extranjera o donde su religión no era reconocida; quizá se haya sentido perseguido por sus pares a causa de sus creencias o le toque vivir en un país donde se está produciendo una transición cultural; tal vez sus padres sean extranjeros, exiliados, o sus creencias religiosas sean tales que los aparten del resto de la población. Con este emplazamiento podemos sentir que por alguna razón estamos «heridos por Dios»; Qiza nuestros padres se pelearon por cuestiones religiosas. Estos nativos pueden llegar hacer sensibles a ideas como la del pecado original, y pueden creer que cuando las cosas van mal, eso significa que Dios está enojado con ellos; También pueden haber heredado un conflicto o confusión religiosa que necesitan resolver. A diferencia de Freud, jung creía que el instinto religioso y la búsqueda de significado y de una correcta relación con los dioses eran un impulso natural humano, que no se podía reducir a sus contrapartes biológicas ni desechar pegándoles el rótulo de patológicos. Con este emplazamiento es frecuente que el instinto religioso se despierte en la infancia; desde la niñez, el nativo cavila sobre las mas profundas cuestiones referentes al significado de la vida, y tal vez nunca reciba respuestas satisfactorias. Muchas personas con este emplazamiento, ya de niños llegaron a la conclusión que los adultos son estúpidos. Con Quirón en este signo, el nativo tendrá generalmente un profundo sentimiento religioso, un celo apasionado y ávido de consagrarse a algo; literalmente, cualquier cosa puede convertirse en dios para él si este instinto religioso está desubicado. Hay quienes sin darse cuenta deifican la comida, la educación o incluso la última película de moda, y siguen con fervoroso entusiasmo al objeto de su devoción. Sin embargo, el descontento divino que los ha herido no puede satisfacerse de esa manera. Podría ser útil que se preguntara dónde está (o quien es) el dios o la diosa que da sentido a su vida, ya que su impulso religioso podría arrastrarlos a aguas peligrosas si abrazan causas o se encaminan por sendas espirituales en donde las cuestiones y creencias personales (ecos de Géminis) puedan ser barridas por una ola de fervor colectivo. Peor sería que la imagen del dios o la diosa fuera proyectada sobre un gurú o líder, ya que entonces los individuos se vuelven susceptibles a la explotación y a la violación psicológica. Como Quirón indica a menudo donde se encuentran nuestras primeras heridas, a menos que hayamos hecho algún trabajo tendente a resolver los primeros problemas que tuvimos con nuestros padres, podemos tener conflictos con ellos cuando nuestra energía religiosa se movilice. Un poco de racionalidad geminiana y una pizca de buen humor pueden servir para equilibrar la tendencia a establecer compromisos fanáticos con un antiguo mentor o maestro espiritual, que puede terminar no siendo otra cosa que una figura materna o paterna glorificada. También es posible de que se tenga el sentimiento de haber encontrado la “Verdad”, y el deseo de comunicársela a todo el mundo, puede dar al traste con la vida personal. Se llega, incluso, a limitar la amistades a aquellas personas que comparten las propias creencias. En esta postura se pueden ver matices geminianos: « Si yo tengo la “Verdad”, entonces tengo razón, y tú te equivocas. Al tratar de convencerte o convertirte, te estoy haciendo un favor, porque entonces tú también podrás unirte a los elegidos, a los que sabemos. Tú no puedes tener razón, porque eso significaría que yo me equivoco». Con Quirón en Sagitario, es probable que tengamos que sufrir por obra de nuestra visión de las cosas y de nuestro concepto de lo que es posible, ya que a menudo tenemos dificultades para comprometernos y encontrar una dirección adecuada en la vida. Las flechas de nuestra intuición vuelan hacia todas partes, pero es probable que nos desalentemos al descubrir que las cosas no suceden solas, y nos sintamos renuentes a tomar una actitud activa para conseguir que sucedan. Como Quirón, podemos ser heridos por los demás; el globo de nuestro entusiasmo y de nuestro autoengrandecimiento puede recibir muchos pinchazos antes de que aceptemos la brecha que hay entre lo que podemos y lo que no podemos conseguir que suceda. Puede costarnos mucho dolor renunciar a una visión o a una esperanza, e incluso (si nuestro sentimiento de individualidad y de identidad está muy ligado con ella) podríamos sentir esta renuncia como una muerte. Sin embargo, con este emplazamiento suele ser exactamente ésta la crisis con que nos enfrenta la vida. Si podemos aceptar la renuncia, descubrimos que nuestra visión no solamente sobrevive, sino que en realidad hemos establecido con ella una relación más sana, en vez de sentirnos arrastrados por ella o identificados con ella. La cueva de Quirón en el lado oscuro del monte Pelión, es sugerente en cuanto señala un aspecto importante del viaje de quienes tienen este emplazamiento. Ellos no pueden engañarse con la visión de un significado que excluya el sufrimiento, los aspectos dolorosos y restrictivos de la existencia y la mortalidad. Necesitan una filosofía personal de la vida que pueda abarcar las contradicciones y los diferentes puntos de vistas sin dividirlos unos de otros ni contraponerlos entre sí. Encontrarla puede ser una ardua tarea para quien haya sido educado en un marco tradicional judeocristiano u otra religión, o creencias de diferentes formas de energía, donde el Diablo o energías negativas, es el enemigo de Dios o el Universo en cualquier forma de interpretación o manifestación, y de la verdadera fe, pero no se admite que pueda formar realmente parte de ella. Con este emplazamiento puede darse una tendencia a ver significados personales en todo. Aunque éstos nos inspiren y nos den fuerzas, podemos sentirnos confundidos cuando los significados (o señales) que nosotros hallamos no cuadran con lo que otras personas consideran significativos. Es necesario aprender que el significado no es algo absoluto, sino relativo. Nuestra facilidad para encontrar significados puede ser también una defensa contra el sufrimiento. Los sentimientos subyacentes de desesperación, desesperanza y depresión pueden hallar compensación en nuestros tensos intentos de parecer positivos y espontáneos. A la inversa, con este emplazamiento a veces se hace difícil encontrar ningún significado en nada, aunque por debajo podríamos estar atesorando una visión o una esperanza inconsciente e irrealizable, que quizá se remonte a la niñez, como la herida incurable de Quirón. Permitirle acceso a la conciencia puede tener como consecuencia un gran alivio. Muchas personas con este emplazamiento alcanzan una poderosa visión de otras dimensiones en algún momento de su vida: se sienten traspasadas por un intenso sentimiento de propósito y significado, a veces mediante el uso de alguna droga y con frecuencia durante un transito importante de Quirón. Es probable que más adelante sufran intensamente por su incapacidad para seguir creyendo lo que una vez creyeron. Sienten una frustración intensa al saber que en su interior hay algo que quieren dar pero no saben como y ni siquiera saben lo que es. Con frecuencia, sin embargo, los naturales sentimientos de expansividad y de optimismo están bloqueados para facilitar la expansión de la conciencia y el entendimiento interior. Quirón puede introvertir el carácter jupitariano; si el nativo acepta este proceso, podrá desarrollar una sabiduría terrena, humor y una actitud abierta hacia la vida. La visión puede ser mas bien una característica de la conciencia que una posibilidad respecto de la cual debamos hacer algo, y quizá haya que resistirse a la compulsión a exteriorizar y a ir hacia arriba y hacia fuera con el fin de permitir que esto suceda. En última instancia, el don de este emplazamiento es la capacidad de consagrarnos a la vida como expresión de lo divino, aquí y ahora: una vez que confiamos en su presencia, ya no necesitamos ir en pos de ello. Pero esta confianza puede ser difícil de alcanzar con un emplazamiento así; periódicamente recaemos en una visión dualista en la que algunas cosas son sagradas y otras no, como los gemelos de Géminis. Puede ser que el frenesí de la búsqueda vuelva a aflorar y que sea necesario renunciar una vez más a él. Resumiendo el punto sensible es la superación de los límites y la búsqueda de una filosofía personal. La lección consiste en entender el porqué de las creencias de la fe y facilitar esta comprensión a los demás, rompiendo con el esquema tradicional de Sagitario, buscando maneras distintas de enseñar y transmitir los conocimientos.

Quirón en Capricornio: Falta la sensación de éxito profesional y social. Dificultades para marcarse un objetivo y cumplirlo. Se siente fuera de lugar y decepcionado por las normas y estructura sociales. Puede haber problemas con el sistema, la autoridad y quienes la representan. Tendencia a responsabilizarse de cosas que no le corresponden. Predispone a profesiones ligadas a cuestiones espirituales, religiosas, filosóficas o educativas, y fotografía. Rehuirás a las posiciones sociales y preferirás verte independiente de los condicionamientos sociales. Los cuestionamientos familiares y tradicionales pueden condicionar la posición social.

Con Quirón en Capricornio, es frecuente que el nativo tenga dificultades para fijarse objetivos y cumplirlos, y para encontrar su lugar en la sociedad. Quizá tenga que ser paciente en su ansia de encontrar una vocación que le permita hacer su contribución al mundo, ya que puede llegar tarde en su vida, precedida por muchos falsos comienzos. Por otra parte, tal vez se le haga difícil disfrutar del prestigio que los demás le atribuyen, y esté acosado por sentimientos de fracaso, independientemente del éxito que parezca haber logrado. Generalmente, es útil examinar un poco las razones profundas que hay por detrás de esto: quizá nos estemos imponiendo normas imposibles, o esperando que cada nueva montaña por la que tenemos que subir será la última. Podemos estar luchando abrumados por una carga de expectativas parentales que jamás podremos cumplir, quizás intentando triunfar donde nuestros padres fracasaron o tratando de alcanzar objetivos a los que ellos no se atrevieron a apuntar. Finalmente, tal vez nos veamos arrastrados a fracasar para decepcionar a nuestros padres, y la verdad es que éste podría ser nuestro primer éxito. Sin embargo, si todo esto es inconsciente, el nativo puede seguir una y otra vez subestimándose y fracasando para castigar a sus padres, no porque le falte ni la capacidad ni el interés de triunfar. Con este emplazamiento, podemos llegar a sentir júbilo al esforzarnos por subir a la montaña de nuestras propias ambiciones. Quizá nos aferremos a las fachadas externas y a papeles estereotipados para ocultar nuestra vulnerabilidad y nuestra sensación de estar, sin saber bien cómo, fuera de lugar. Tanto podríamos poner un acento exagerado sobre el éxito material, el prestigio y la posición social, como esquivar el poder mundano, sin otro resultado que terminar poniéndonos a malas con el sistema, ya sea pagando continuamente multas por aparcar mal, soportando continuas intromisiones en nuestros asuntos fiscales o enfrentándonos con figuras de autoridad. También puede parecer que el nativo le falta el sentido de la responsabilidad, pero una mirada mas atenta revelará una imagen diferente: quizás esté asumiendo la responsabilidad de cosas que en realidad escapan de su control. Eso traba su capacidad de ser independiente en el mundo y lo impulsa a buscar a alguien que se haga cargo de él(matices de Cáncer). Necesita renunciar a su inútil pugna con dificultades y cargas que en realidad no le corresponden. Quien lleva cargas ajenas, esperando a cambio de ello alguna retribución o reconocimiento, puede terminar decepcionándose y amargándose, y en definitiva, negándose a participar en la vida. E ocasiones, evaluamos mal muestras propias capacidades, asumimos demasiadas cosas, fracasamos, y finalmente nos sentimos culpables por no haber estado a la altura de nuestras responsabilidades. Aunque a estos nativos puede asustarles destacar o estar en una posición de control y autoridad, también puede ser que alberguen fantasías, suprimidas generalmente por vergüenza y miedo, de un poder desmesurado y despótico. Si estos incómodos sentimientos se mantienen inconscientes, la persona puede llegar incluso a autosabotearse en el umbral en el umbral del éxito. Uno de los dones de este emplazamiento es un éxito que dimana de un saludable sentimiento de respeto por uno mismo y de conciencia del propio valor, y que nunca llega como compensación por no haberlo alcanzado antes. Muchas personas con este emplazamiento poseen una autoridad y una dignidad naturales que les ganan el respeto de los demás. Aquí la herida puede estar en el dominio de la relación con el padre personal, y por consiguiente, con el principio paterno en general. Quizás el nativo no haya conocido a su padre; también puede haberlo visto como un ser débil e incapaz, o bien rígido y autoritario, o ambas cosas:«No hagas lo que yo hago, si no lo que digo»,es un mensaje familiar para muchas personas con este emplazamiento. La decisión de que no quieren llegar jamás a ser como su padre es común con estas personas, tanto si son hombres como mujeres, y se empecinan en luchar contra este modelo, sin más resultados que descubrir, mucho mas adelante, que aquel padre herido o autoritario desempeña un importante papel en su interior, y amenaza el resultado positivo de los objetivos conscientes que tal vez están esforzándose por alcanzar. Muchos hombres asumen la paternidad con la intención de «ser diferentes» y terminan descubriendo, para su propio horror, que han repetido exactamente, aunque de otra forma, aquellas características que tanto les habían disgustado en su propio padre. A veces la herida de Quirón en Capricornio refleja problemas con la madre. Puede haber sido ella quien hirió, y las mujeres con este emplazamiento suelen esforzarse por no repetir los modelos heredados de su madre. Se trata de un emplazamiento común en las personas que trabajan en el campo de la salud, y en ocasiones la elección profesional es un intento directo de contrarrestar los efectos lesivos da la relación que tuvieron con su madre en la infancia, ya que les permite convertirse, a su vez, en «madres buenas». También puede ser un acto de desagravio por la rabia inconsciente que siente contra su madre. Si ésta a su vez estaba herida o padecía alguna incapacidad, puede ser que desde muy pequeña la hija haya sido capaz de enfrentarse con el mundo y de ocuparse de otras personas. Más adelante, es frecuente que quienes tienen este emplazamiento se dediquen a trabajos que significan una gran responsabilidad y sean capaces de mantenerse en una situación estable; sin embargo, es probable que no puedan aceptar que la vida los nutra(aquí también hay ecos de Cáncer). Las personas con este emplazamiento suelen tomarse con seriedad sus deberes para consigo mismas y para con los demás, y no les da miedo luchar con dificultades y cargar con pesos que otros quizá temerían enfrentar. Resumiendo, aquí el énfasis está en la necesidad de encontrar estructuras y metas validas para el propio conocimiento y desarrollo del Ser. Se trata de una vía totalmente personal y solitaria. La persona debe aprender que una vez encontrado el camino correcto , este no es totalmente valido para todos, y descubrir la tolerancia. De los fracasos, que son un punto doloroso, saldrán enseñanza basadas en la experiencia. Al proceder la frustración del derrumbamiento de las ambiciones personales lleva consigo el conocimiento de la humildad, virtud Capricorniana ; pero haciéndola vascular hacia la apertura Uraniana que implica la renuncia a sí mismo a favor del otro, y orienta las responsabilidades a asumir hacia el beneficio de la comunidad humana, la Sociedad.

Quirón en Acuario: La herida está en la fuerte conexión con la psique y el subconsciente colectivo. Tendencia a dejarse llevar por los demás y sus ideales. Dificultad para individualizarse y hacer caso a ideas originales propias. Falta la sensación de libertad. Miedo al compromiso. Es crítico con la sociedad, pero desea contribuir, a veces adelantándose demasiado a su tiempo, a veces sin llegar a convertir su utopía en realidad. Búsquedas y exploraciones relativas a asuntos humanitarios y espirituales, y a grupos y comunidades. Alguna amistad será crucial en el progreso de tu vida. Las motivaciones hacia grupos suelen ser de carácter espiritual o idealista más que práctico o utilitario.

Las personas que tienen a Quirón en Acuario, Piscis o Escorpión, suelen estar intensamente conectados con la profundidad de la psique y con el inconsciente colectivo, pero también se defienden enérgicamente de todo ello. Hay que poseer una gran fuerza para poder dar expresión a ideas(Acuario) o sentimientos (Piscis) colectivos sin dejarse llevar por ellos ni perder la propia individualidad en el proceso. Sin embargo, en estos signos Quirón ofrece la posibilidad de que seamos capaces de hacerlo, aunque por ello se paga generalmente un precio, el de sentirnos un tanto aislados en nuestro viaje. Saturno y Urano son los regentes respectivamente de Acuario, Con este emplazamiento vemos como se entretejen los temas de estos dos planetas. Algunas personas con este emplazamiento parecerán más saturninas, otras más uranianas, el hecho de que Quirón esté situado entre Saturno y Urano hace pensar en una perspectiva «no sólo / sino también». Las personas con este emplazamiento experimentan la posición de este planeta con su emplazamiento natal antes del retorno de Saturno, y esto les crea problemas con la conjunción de Saturno en tránsito con su lugar natal, porque la oposición Quirón/Quirón puede hacer que se impacienten con la limitación y que estén mal dispuestas a enfrentarse con los problemas del pasado que tienden a aflorar hacia la época del retorno de Saturno: quizá un anhelo de libertad las lleve a esquivar responsabilidades, con el resultado de que en la siguiente cuadratura Saturno/Saturno, aproximadamente a los treinta años, estalle una crisis. Sin embargo, hay personas que viven esta oposición de Quirón consigo mismo como un influjo de energía creativa, que puede significar para ellas un importante avance en la expresión de sí mismas y en su participación social. Con Quirón en ente emplazamiento, somos vulnerables a la influencia del inconsciente colectivo en la esfera de las ideas y los ideales. Aunque tengamos la posibilidad de ser pensadores originales y revolucionarios, también somos propensos a adoptar actitudes estereotipadas. En lugar de arriesgarnos a expresar nuestras propias opiniones, podemos adoptar algún tipo de línea partidista, siguiendo las aspiraciones políticas o espirituales del grupo al que pertenecemos. Existe la posibilidad de que nos dejemos esclavizar por las ideas de otra persona, sin darnos cuenta de que así frenamos nuestra propia evolución, y de ese modo, en nuestra búsqueda, podemos adoptar y rechazar muchos sistemas ideológicos diferentes. Con este emplazamiento de Quirón, el nativo se beneficiará si aprende a usar su mente individual de manera creativa, concreta y con discernimiento racional. Si es capaz de construir un vehículo adecuadamente saturnino para transmitir la energía Uraniana de sus pensamientos, descubrirá que puede aportar a los demás algo importante por mediación de una forma de pensar verdaderamente independiente. Y es posible que en este proceso descubra muchos «debes» y «deberías» a los que está prestando crédito u obedeciendo de forma servil. Con Quirón en este signo, nos convendrá dirigir nuestro espíritu revolucionario contra nuestro propio sistema de creencias, permitiendo que se revolucione la calidad de nuestro propio pensamiento antes de participar impensadamente en movimientos colectivos consagrados al cambio social o político. Algunas personas se convierten en vehículos de ideas colectivas aún sujetas a controversia, y con frecuencia la respuesta que reciben les hace sufrir, porque es probable que se hayan adelantado a su época. Puede ser el caso de escritores, poetas, maestros o filósofos, que influyen en el pensamiento del pueblo en cuanto formulan lo que está a punto de hacerse consciente en el seno de la mente colectiva. Entre las personas con este emplazamiento encontramos a muchos cuyos nombres se han vuelto casi sinónimos de sistemas ideológicos. Con Quirón en Acuario, el nativo suele tener una actitud intensamente crítica ante la sociedad, y la rechaza en la medida de lo posible; por debajo de ello, sin embargo, puede haber un fuerte deseo de aportar una contribución positiva, y si no puede encontrar la manera de hacerla, es probable que se deprima y se enoje, y que canalice entonces su necesidad en actos de rebelión, destructividad y anarquía. Se le hace difícil de aceptar las cosas tal como son ahora y partir de esa base para lograr el cambio. Si estos nativos abrazan ideales espirituales o utópicos y proponen marcos de referencia políticamente revolucionarios, es probable que se vayan desilusionando al comprobar que sobre la Tierra no hay personas ni sistemas perfectos. Aunque tal vez crean fervorosamente que saben cómo deberían ser las cosas, necesitan aprender a ser humildes para no adoptar ideas o formas de vida «nuevas» pero no menos rígidas que el antiguo sistema que rechazaron, y caer así en su propia sombra. Sin embargo, con este emplazamiento, tenemos, potencialmente, el don de equilibrar los opuestos representados por Saturno y Urano, de tender realmente un puente entre lo viejo y lo nuevo, y ser capaces de abrazar la innovación sin rechazar totalmente el pasado, incorporándolo como el firme cimiento de nuestra vida individual y de nuestra conexión con la sociedad. Entonces influimos sobre los demás de forma positiva, dando el ejemplo de un inconformismo creativo, mas bien que intentando convencerlos de la «corrección» de nuestras ideas; defendemos nuestra propia individualidad (ecos de Leo) y hacemos una contribución positiva al colectivo en el que vivimos, aunque sea improbable que lleguemos a pertenecer al status. Aceptando las limitaciones e imperfecciones, podemos permitir que los demás encuentren su propio camino, en vez de imponerles nuestras ideas. Algunos individuos que tienen a Quirón en Acuario les resulta casi imposible relacionarse sentimentalmente con personas cuya estructura mental sea diferente de la suya. Uno puede sentirse un poco irreal cuando está cerca de una persona así, ya que para ellas nadie existe a menos que se apunte las mismas ideas y creencias, sean éstas políticas o espirituales. Y no estamos exentos de ello los astrólogos, psicoterapeutas y otras personas que se interesan por las diversas artes metafísicas o disciplinas espirituales. Podemos ver la vida entera a través de los lentes de nuestro propio sistema de creencias, y si aparece algo que no cuadra, hacer caso omiso de ello, desdeñarlo... o podarlo para que encaje. Puede suceder que sutilmente, manipulemos a nuestros clientes para que concuerden con nuestra propia visión de la realidad o con nuestras creencias favoritas. En estos campos, una vez que algo se convierte en un «debería», estamos cerca del peligroso enclave del control mental, y quizá sea necesario que recordemos que «el mapa no es el territorio». En homenaje a la sensatez, conviene darse cuenta de que los medios de comunicación continuamente están lavándonos el cerebro, condicionándonos para que pensemos de cierta manera, mantengamos ciertas actitudes, etc. E incluso esta clase de hoy, hace lo mismo!. Con Quirón en Acuario, podría ser útil preguntarse: «De quien son las ideas que estoy recibiendo?», o «De quien es la verdad que me estoy creyendo?». Las imágenes e ideas colectivas que nos ofrecen tanto los telediarios como los anuncios publicitarios crean nuestra visión del mundo e influyen en nuestras actitudes, nuestras aspiraciones y nuestros ideales; si no ejercitamos el desapego acuariano, sucumbimos a formas sutiles de control del pensamiento. Con este emplazamiento, el nativo puede estar excesivamente pendiente de «hacerlo todo bien», y complicarse la vida en su intento de estar a la altura de sus ideales espirituales. En este caso, es probable que haya transferido a su sistema de creencias el intento de conseguir el amor de un progenitor (padre o madre) frío y distante. Semejante apego a la perfección es destructivo, porque si sólo permitimos que sobreviva lo perfecto, el resultado podría ser que muchos proyectos creativos, carreras y relaciones se nos fueran por el desagüe. Mientras no hayamos encontrado la medida de nuestra libertad interior, es probable que temamos comprometernos. Sin embargo, Quirón proporciona la posibilidad de mantener la libertad individual dentro de un compromiso con la vida, y este tema es particularmente importante cuando está este emplazamiento. Esta posición de Quirón puede inspirar en quienes lo tienen un cierto horror a los grupos y a lo colectivo, en parte porque son personas muy sensibles a la influencia y el dominio de las ideas colectivas, y quizá solo se sientan cómodas cuando son dueñas de sí misma o cuando toman el papel del extraño o el disidente. Pueden proyectar sobre el grupo la figura del Heridor, y entonces se vuelven paranoicas e intentan protegerse mediante el retraimiento o bien con un comportamiento agresivo. «No hay nada tan poderoso como una idea cuyo momento ha llegado». Algunas personas con este emplazamiento se han opuesto conscientemente a lo colectivo, mostrándose creativamente revolucionarias y facilitando el cambio social. Es frecuente que las mujeres que presentan este emplazamiento tengan problemas en la relación con su padre, que qizás haya encarnado las características más difíciles de Acuario: frío,. Crítico, distante, insensible y autoritario. La claridad, el desapego, un sentido sumamente desarrollado del potencial social o político y una gran capacidad para expresar las tendencias actuales dentro de lo colectivo son algunos de los dones de este emplazamiento, que sin embargo también son, a la vez, espadas de doble filo que es necesario ablandar mediante la humildad que proporciona el hecho de haber sentido nuestro propio sufrimiento y aceptado las limitaciones inherentes en la vida. Resumiendo, aquí el punto sensible es una individualidad exagerada y la necesidad de libertad. El individuo debe descubrir el autentico significado de la palabra libertad, a través de experiencias que pueden implicar muchas restricciones para poder llegar al verdadero sentido de la libertad y después ayudar a los otros a conseguirla. Pero no a la manera explosiva de Urano que siembra la revolución a su paso, ya que Quirón enseña por el dominio y el control, aunque lo haga a su manera particular, que se aparta de los métodos corrientes. El individuo puede acceder de esta manera a la verdadera intuición y al conocimiento auténtico. «Quirón en Acuario, permite utilizar su llave, símbolo de unidad para convertir en realidad su ideal de fraternidad, rescatándolo de la utopía». 

Quirón en Piscis: No hay sentido de la individualidad, se siente unido a la humanidad en su totalidad. Falta la sensación de seguridad en uno mismo y de identidad personal. Afán por salvar a los demás, sacrificando los propios deseos. Tendencia a confundir lo real con lo irreal. Entrega total y miedo a la separación. Da grandes pruebas o sacrificios relativos a los estudios y a relaciones conyugales o sentimentales. A veces la dificultad tiene que ver con un rechazo de las responsabilidades negándote a asumir tu propio papel vital, esquivando las tareas que el destino indica como necesarias para tu progreso evolutivo. Pueden haber peligrosas confusiones que diluyen tu vida en evasiones y paraísos artificiales. Los períodos de soledad y retiro suelen ser muy benéficos desde el punto de vista espiritual y especialmente kármico, pero generalmente tiendes a rehuirlos porque intuyes que son el marco de enfrentamiento contigo misma. Cuando superes esto, buscarás con conciencia estos períodos como vías de inspiración y enseñanza.

Quirón en este signo, el anhelo de renacer como individuo, pero con una consciencia mas amplia, está eternamente en pugna con el de destruir la individualidad y regresar a un estado pre-consciente de beatitud intrauterina. Los que tienen este emplazamiento, con frecuencia se les hace difícil alcanzar un sentimiento de individualidad personal, de ser parte, y cada paso que dé en esta dirección puede estar inicialmente cargado de culpa, e incluso de enfermedad. Por otra parte, si se defiende demasiado de la experiencia oceánica de Piscis y se encierra en un rígido caparazón defensivo (ecos de Virgo), el nativo podría retroceder en su camino, ahogando sus penas en la bebida, buscando refugio en las drogas, llevando una vida delictiva o separándose de la sociedad. También es probable que la perdida de la identidad personal mediante la experiencia del éxtasis y del sentimiento de unidad con la totalidad del cosmos sea una intensa necesidad psicológica, y que su dilema consista en saber cómo rendir honor a esta necesidad sin dejarse arrastrar por las tendencias regresivas del caos material o emocional que puede entonces arrasar con su vida. Con Quirón en Piscis, es probable que luchemos por establecer un orden interior y descuidemos los aspectos prácticos de la vida(ecos de Virgo), o que la preocupación por todo ello se vea amenazada una y otra vez por nuestro caos interior. Con este emplazamiento es probable que el nativo viva como un sacrificio este proceso de afirmación, ya que su morada natural se encuentra en el ámbito de la unidad, y siente el proceso de diferenciación como algo excepcionalmente doloroso. Sin embargo, si no se hace este primer sacrificio se pueden destruir, en cambio, las estructuras externas de la vida, y crear dificultades en el mundo de los objetos sólidos, la realidad material y las exigencias saturninas. Relaciones, trabajos, proyectos y hogares pueden desmoronarse y desaparecer si el nativo se aferra a un estado de unidad indiferenciada y rechaza el mundo de la forma: entonces estará sacrificando el poder ser un individuo aparte de su vida ordinaria en ves de ser un individuo especial, de su exagerada sensación de ser alguien único. Puede haber en estos casos un horror a la vulgaridad, y con todo el sufrimiento que ello implica, quizá proporcione cierto consuelo el hecho de quedarse a la expectativa allí donde todo es posible pero en realidad no sucede nada, sacrificando así la forma antes de que haya tenido siquiera ocasión de manifestarse. ”Quien ofrece un sacrificio desea a menudo incorporarse las cualidades y los atributos de su víctima, sea ésta humana o animal”. Esto puede significar enfrentarnos por primera vez con nuestro egoísmo, la fuerza de nuestra voluntad y la destrucción que podemos causar con gran sutileza si estamos enojados. Pueden sentir una profunda envidia de la gente que da la impresión de poseer un sólido sentimiento de identidad personal, entonces reaccionar enviando «mareas» de estados anímicos y emocionales tortuosos, calculados para desgastar las «murallas» de la víctima a quien envidian y sobre quien han proyectado su latente sentido de individualidad, estableciendo complejas relaciones con las personas, en un intento de absorber sutilmente su individualidad, porque es muy raro que la lucha por conquistar territorio personal sea manifiesta en las personas con este emplazamiento. El desarrollo del sentido de la individualidad puede ir acompañado de un sentimiento de culpa; podrían tener dificultades con los sentimientos de cólera que acompañan al proceso de crecer e ir dejando atrás el papel de niño que depende de las figuras parentales. Los penetrantes sentimientos de indignidad y de auto recriminación que pueden perseguirnos se origina a menudo en enojos sofocados; en circunstancias extremas es probable que nos identifiquemos con el extranjero solitario, el exiliado o el chivo expiatorio. El segundo sacrificio, para llevar adelante esta analogía, asume la forma de la consagración de nuestra potencia activa y de nuestro poder de creación. En vez del amor al poder que puede manifestarse en la energía instintiva inconsciente, la persona se siente imbuida del poder del amor, y en bien de todos ofrece sus talentos individuales, su fertilidad y la propia expresión de sí misma. Esta entrega, en cuanto es una opción consciente, satisface la individualidad en vez de desmembrarla, y proporciona la ocasión de servir a los demás. Sin embargo, si el individuo llega a desafiar o defraudar a su Dios(Neptuno), entra en juego otro tema: un anhelo apasionado de algo inalcanzable, y entonces la persona llora en secreto por alguien o por la mujer de un amigo o el marido de una amiga. También podría ser alguien que encarne un sentimiento instintivo de la individualidad, potente y orgulloso, sin embargo, el objeto de esta pasión, sea quien fuere, tiene como efecto desmembrarnos(exaltación de la Luna). Pero este doloroso anhelo, yacente como el Minotauro en su laberinto, también puede ser el medio por el cual el corazón se nos abra a los sufrimientos ajenos. Con este emplazamiento puede tener, en especial mientras es joven, la sensación de que lo que imagina es totalmente real. Al comienzo el nativo no es capaz de diferenciar los diferentes niveles de la realidad, y es probable que se confunda o se aliene. Hay personas que se refugian en un cinismo incómodo, teñido de pragmatismo e hiper-racionalidad, con la correspondiente tendencia a ser excesivamente literales y rígidas. Este emplazamiento puede conllevar un profundo miedo a la vivencia de la entrega y de la disolución, y por lo tanto incrementar las limitaciones, el control emocional y la tendencia a las divisiones mentales que son características de Virgo. Otro resultado de ello es el sufrimiento, ya que nuestra necesidad de experimentar la unidad con la humanidad entera quedará insatisfecha, y entonces es probable que la busquemos en otras partes, mediante amigos interesados en el ocultismo, en las drogas o en otras actividades características de Piscis. También es probable que el Nativo necesite sacrificar sus deseos para «salvar» a otras personas. El reino de Poseidón es submarino, y nuestras heridas personales no llegarán a hacerse visibles si nuestra preocupación se centra en el sufrimiento del mundo como totalidad; una preocupación como esta lleva a sacrificar la salud y el bienestar propio por los demás, haciendo trabajos como voluntarios o escogiendo profesiones como la enfermería. El sentimiento del deber de ayudar a los demás puede ser la ruina de estos nativos si la preocupación global de la humanidad significa que sin darse cuenta violen su propia necesidad de separación, aislamiento y actividad individual. Quirón en esta posición puede pedirnos antes que nada que aceptemos el sufrimiento como parte de la trama de la vida, sin caer en la tentación de sumirlo y de identificarnos con una figura crística que redime a los demás asumiendo de ellos o sintiéndolo en su nombre. Una persona que cae en esta tentación se identifica con la víctima, y puede dar la impresión de que su destino es cargar con un sufrimiento injustificado; cree en el poder redentor de la inocencia sufriente sin considerar si hay otras alternativas; quizá se vea repetidamente arrastrada a situaciones cuyo resultado será, con seguridad, más dolor. Quirón en Piscis, es probable que como autodefensa se dedique a alguna de las profesiones relacionadas con al salud. Atraerá así personas que necesiten consuelo, compasión y apoyo, y que le exijan una incesante dedicación, en tiempo y energía. Un compromiso con la forma y la estructura, tanto en su propio beneficio como en el de los demás, suele ser una solución creativa para el dilema que plantea este emplazamiento. Su sensibilidad puede dejarlo a veces con una abrumadora sensación de agotamiento que le imponga periódicamente la necesidad de aislarse. Es frecuente que estos nativos les resulte muy difícil tolerar la separación, y es probable que carcoman el sentimiento de iniciativa personal de su pareja o de sus hijos, o que les exijan sacrificios con una demanda de unidad que puede llegar incluso a convertirse en chantaje emocional. Pueden ponerse enfermos e incluso amenazar con suicidarse si sus seres amados se apartan demasiado de ellos: quizá sean habilísimos para generar el caos emocional y hacer que los ánimos se caldeen a su alrededor, sin perder por ello un incierto aire de inocencia. Resumiendo, aquí el punto sensible es la emotividad y la apertura al mundo psíquico. La lección consistirá en la comprensión de lo que son el sacrificio y la compasión verdaderos. La persona debe ser capaz de transmitir a los demás, el conocimiento del mundo psíquico, de compartir su percepción de la realidad de los mundos invisibles. Para conseguirlo deberá superar su tendencia a perderse en espejismos y a evadirse de la realidad. Quirón proporciona al individuo las experiencias necesarias para provocarle un despertar a la realidad haciéndole salir de su torpeza y su ensueño. Porque las dificultades anteriormente señaladas son las trabas que se oponen a la realización de su verdadero destino, ya que el papel de Piscis es dar ejemplo a través de su entrega.
Urano es un planeta espiritual y está relacionado con la originalidad, la revolución, la inspiración creadora. Con la independencia y la intuición. En el mapa natal, representa el lado revolucionario de la persona. Debido a que Urano tarda siete años en recorrer un signo del Zodiaco, su posición en determinado Signo influirá en muchísimas personas en todo el mundo, así que su interpretación se aplica a generaciones enteras más que en individuos concretos. Urano fue descubierto por primera vez en 1781 y a menudo se asocia con las revoluciones. Representa el impulso de ser único, de escandalizar y sorprender. Trae sucesos súbitos e impredecibles. Su influencia es concienciar a la gente. Tiene un efecto eléctrico y rápido como un rayo. Como Urano tarda en recorrer la órbita alrededor del Sol 84 años, está en cada Signo durante siete años. Por eso su efecto es colectivo, afectando a generaciones sucesivas. Su posición en un Signo demostrará en que área psicológica de la humanidad se producirán cambios revolucionarios. La Casa en que está Urano muestra en qué parte específica de tu vida tendrán lugar cambios revolucionarios. Además, revela en qué aspecto eres más original y cuándo desarrollos inesperados cambiarán tu modo de pensar. Los aspectos de Urano muestran en qué parte de tu personalidad tienes mayor necesidad de liberarte y de actuar de manera única e individual. Estos aspectos indican rasgos algo extremos de tu personalidad, con los que deseas asustar o hacer que los demás cambien.

Urano en Aries: De espíritu aventurero, con iniciativa y ansias de libertad e independencia. La persona es espontánea, directa y sincera pero poco considerada con los demás. Puede actuar de forma inesperada. Prefiere ser el líder antes que seguir a otros. Da una naturaleza original e independiente, llena de energía y ambiciones, ingeniosa, con muchos recursos y capaz de hacer frente a todas las dificultades, especialmente aquellas de una naturaleza mecánica o eléctrica. Estas personas tienen unas maneras muy impulsivas, abruptas y bruscas, que a menudo levantan resentimiento y oposición en las demás aun cuando no haya habido intenciones de ofensa. Estas personas están muy pocas veces satisfechas de permanecer en un lugar, y aun, por el contrario, son amigas de los cambios y correrías. Los cambios de residencia y de empleos son a menudo forzados debido a la condición antes mencionada de su brusca manera de hablar. Muchos de sus compañeros nacidos en los años cuando Urano en Aries querrá afirmar su independencia, y es probable que trabajen para impulsar cambios en la sociedad. Este grupo suele ser impetuoso, y los miembros se mostrarán impacientes en busca de la libertad a cualquier precio. Pueden sentir que no queda nada para que aprendan... ellos saben todo lo que es necesario. Pueden ser impacientes con las ideas de los demás. Pueden perder amigos por esto, porque fácilmente pueden entrar en disputas sobre detalles sin importancia. Las ideas científicas de la educación de los niños tienen el propósito de protegerlos de la desorganización de la sociedad. Tiene un sentido bien desarrollado en la práctica de negocios y las finanzas que viene muy bien. Combinado con su capacidad inventiva y originalidad, pueden ser imbatibles. Lleno de entusiasmo, capacidad intelectual y energía, es difícil reprimir su amor natural a la libertad. Ellos siempre están listos para volver a la escuela para aprender algo más, sin importar su edad.

Urano en Tauro: Le gusta innovar en la administración de los recursos materiales. Ideas originales en economía. Son personas con mucha determinación y fuerza de voluntad, pero la testarudez puede retrasar sus progresos. Apego a lo material. Da una naturaleza muy intuitiva pero terca y porfiada, así que cuando estas personas han tomado una determinación no hay nada en el mundo que las haga cambiar o retroceder, sino que se aferran a sus propósitos o ideas con tal determinación y persistencia que ni persuasiones ni reveses pueden alterar. Si Urano está tensionado son suspicaces y celosas, y sujetas también a reveses muy repentinos e inesperados en negocios financieros. Pero si Urano está bien aspectado, podemos predecir lo opuesto y esperar circunstancias financieras confortables. puede tener una relación muy feliz, pero pueden causar peleas con su cónyuge a causa de sus celos. Puedes ser encantador, con una personalidad magnética que atrae a muchas personas. Tienden a ser conservadores y materialistas, aunque estos valores pueden ser puestos a prueba. Pueden tener formas innovadoras para ganarse la vida y también tener habilidades psíquicas o ser capaz de prever lo que nos depara el futuro y planificarlo en consecuencia. Es una buena posición en la construcción de lo que sea necesario. A ellos les gusta ver resultados tangibles, y son casi imposibles de detener. Su originalidad tiene grandes efectos cuando se ponen en movimiento.

Urano en Géminis: Le gusta liderar proyectos nuevos y relacionados con temas de su interés, que son muchos y muy variados. Dificultad a la hora de profundizar en un solo tema y finalizar lo que ha empezado. Necesita libertad para moverse y promocionar sus nuevas ideas y su potencial intelectual. Da una naturaleza altamente original, intuitiva y versátil, amiga de las investigaciones científicas en general, pero particularmente de aquellos estudios que se relacionan con la electricidad, aviación u otras material semejantes anormales. Estas personas son de mente amplia y totalmente progresivas, heraldos de todas las cosas nuevas y modernas. Entre otras cosas, tienen generalmente una inclinación para el estudio del ocultismo y de la astrología. Todo esto, por supuesto, si Urano está bien aspectado; pero si Urano está tensionado, la mente se torna excéntrica y llena de caprichos que hacen de la persona un insustancial y maniático repelido por todo el mundo, y particularmente por sus hermanos y relaciones. Esto también trae dificultades e inconvenientes en el curso de viajes cortos. Se haría un excelente comunicador o un escritor de temas científicos, lógico o experto en electrónica. Es posible que les gusta cambiar sólo por el cambio mismo. Ellos saben cómo promover el cambio a la gente, aunque si trata de permanecer lógica y racional, puede ser contraproducente. Tienen que crear una forma más intuitiva de comunicarse. Pueden ser inquietos o se mudan con frecuencia. Gozan de puzzles y una conversación informal cuando se relajan. Ellos tienen la habilidad de captar nuevos conceptos con facilidad y luego comunicarse con otras personas. Ellos no tienen miedo de hacer ruido para darse a entender. A ellos les gusta estudiar la ciencia de la comunicación, ya sea en la psicología, la sociología o la metafísica. Urano en Géminis puede en realidad entrar en shock con los demás por oponerles ideas extrañas que ellos encuentran socialmente inaceptables. Ellos pueden abrir el camino al cambio social para algunas personas, al igual que lo hizo en la década de 1960. Los movimientos por la paz y otros cambios sociales eran alimentados por aquellos nacidos con Urano en Géminis a través de la década de 1940 durante y después de la Segunda Guerra Mundial.

Urano en Cáncer: Su libertad puede estar coartada por la figura paterna y la autoridad que ésta ejerce sobre la persona. Cambios en el hogar y en el terreno familiar, donde actúa de forma innovadora. Inestabilidad emocional. Cáncer es un Signo psíquico y cuando Urano está en él indica que la persona es sensitiva, en armonía con las vibraciones psíquicas, y capaz de cultivar estas fuerzas; pero el que sea bueno o malo depende de los aspectos. Si Urano está tensionado hay una tendencia a la indigestión nerviosa, porque Cáncer gobierna el estómago, y si esto no se atiende pueden esperarse serios inconvenientes estomacales. Estas personas están propensas a verse separadas de sus familias, aunque generalmente muy en contra de su voluntad; pues como usualmente son de un temperamento indeterminado, irritable e impaciente, pueden achacarse a ellas mismas esta condición y consiguen justamente lo que merecen. Pueden tener problemas con la indigestión, y si no se ve, podría dar lugar a problemas reales. A menudo no se llevan bien con su familia, debido a su irritabilidad e impaciencia. Ellos realmente quieren disfrutar de su familia, pero no pueden evitarlo. Se pueden encontrar retos de las cuestiones jurídicas en relación con su casa o terreno da lugar a problemas financieros y de medicina. Urano en Cáncer es un poco tenso y están muy afectados por muchos acontecimientos que otros simplemente no prestan atención. Esta sensibilidad es lo que les hace reaccionar con impaciencia y irritabilidad. Ellos son inquietos y pueden ser vistos como excéntricos. Tienen que salir a veces por su cuenta para recargar y volver a cargar ellos mismos su propia cordura. Urano en Cáncer puede tener un problema con la histeria porque son muy emocionales. Puede ser difícil a veces para ellos para comprometerse a una relación. Prefieren marcharse que enfrentar el desafío. Pueden trasladarse lejos de la familia al iniciar su propia vida para librarse de las complicaciones que la familia crea. Puede ser un reto para tratar con el subconsciente y sus sentimientos, tanto si quieren o no.

Urano en Leo: Busca la libertad y la independencia en el terreno sentimental, abarcando el tema de forma original y un tanto egoísta. Personas creativas y originales. Algo viscerales. Innovación en la educación. Da una naturaleza muy determinada, rebelde e impaciente a las restricciones, con gustos y aversiones muy fuertes y una extraordinaria desconsideración por los convencionalismos respecto a lo concerniente a la naturaleza pasional. La responsabilidad es fuerza robusta y bien asentada, de aquí que estas personas incurran a menudo en el disgusto de los demás y se conquisten por parte de éstos muchas oposiciones. Son muy inconstantes en los asuntos del corazón; "aceptemos este nuevo amor antes de dejar el último", es el proverbio que ponen en práctica. En el horóscopo de una mujer, un Urano tensionado indica partos difíciles,  así como fuertes tendencias para sufrir palpitaciones del corazón. Cuando Urano está bien aspectado en Leo, tanto los cortejos como los asuntos domésticos se deslizan muy suavemente e indica un genio original e inventor, especialmente respecto a ideas educacionales o periodísticas, así como para diversiones y entretenimiento del público con la ganancia consiguiente. Urano en Leo puede ser inconstante en el amor, a menudo encontrando a alguien nuevo antes de haberse terminado con el último. El cortejo es generalmente divertido y funciona sin problemas. Pueden tener terminaciones abruptas a sus relaciones, lo que puede ser el resultado de sus propios prejuicios.  A menudo sufren la pérdida y el dolor con sus seres queridos. Urano en Leo quiere distinguirse en su carrera y ser conocido como una persona excepcional. Ellos son líderes naturales, a pesar de que tienen que aprender a controlar su temperamento. A menudo les gusta las nuevas aventuras, sin hacer caso del peligro que pueda existir. Son un poco arrogante, y su mente está siempre trabajando en proyectos e ideas nuevas. Tienen que tener cuidado de no dejar que su ego crezca demasiado. Tomando su propia creatividad demasiado en serio puede desbaratar sus planes. Buscando el centro de atención puede complicar las cosas. Urano en Leo puede estar lleno de diversión y de fuerza de voluntad.  Algunos tienen que salirse con la suya a toda costa hasta que aprendan la lección de dominio de sí mismo y comenzar a servir a un propósito superior.

Urano en Virgo: Revolucionarios en el ámbito laboral. Aportación de ideas originales e innovadoras en el trabajo. La persona huye de la rutina y es cambiante en sus hábitos cotidianos. Independencia intelectual en sus proyectos. Cuando está bien aspectado, da una mente aguda, original y científica mecánicamente, una facultad de intuición muy fuerte y bien desarrollada y un sentido financiero muy agudo que le acarreará mucho éxito en la vida y también ganancias económicas mediante sus empleados. Pero si Urano está tensionado en Virgo, la persona está sujeta a sufrir enfermedades extrañas; una disposición mental hipocondríaca, irritable y reacia, una carga para sí misma y para todos aquellos que la rodean. Esta posición está también llena de disgustos respecto a los anhelos y ambiciones de la vida, especialmente debido a las limitaciones en el empleo o en sus relaciones con empleados; limitaciones que la persona cree ser incapaz de dominar. Urano en Virgo puede encontrar una gran carrera en el gobierno o pública. Ellos están interesados en nuevas técnicas para la salud, el medio ambiente y la higiene. Tienen un talento para ayudar a sanar la tierra, el aire o el agua que no se dan ni cuenta. Podrían enseñar con la misma facilidad, en campos de la ingeniería o que se interese por rarezas científicas que son interesantes. Urano en Virgo está tranquilo en el exterior, pero pueden impresionar a los demás con su auto-control. Dentro de ellos pueden ser, literalmente, un hervidero de curiosidad. Son independientes, y algo excéntricos. Su capacidad intelectual es excelente. Urano en Virgo está interesado en el poder curativo de la naturaleza y el poder de la mente. Pueden promover el movimiento ecologista, aunque sólo fuera porque tienen su propio jardín en el patio trasero. Tienen buenas capacidades de análisis, y son buenos investigadores o científicos. Ellos quieren ayudar a la persona común, que lucha por sobrevivir, promocionando estilos de vida alternativos, y ellos tienen un talento especial para la recuperación de casi cualquier detalle. Urano en Virgo busca mejorar su trabajo con un detalle a la vez. Les atrae tanto a las nuevas tecnologías y lo que es más rústico.  Esto puede crear un conflicto, porque parte de ellos cree que lo nuevo es lo mejor, mientras que la otra parte les enseña que lo que es natural es lo mejor.

Urano en Libra: Independencia y originalidad en las relaciones personales. La persona necesita libertad y rehuye el compromiso si se siente coartada o avasallada. Innovación en temas legales. Revolucionarios en lo relacionado con la justicia. Cuando está bien aspectado, da una capacidad artística y literaria de una naturaleza original y fuera de lo común, así como indica que la persona sigue líneas independientes de esfuerzo y expresión a menudo relacionadas con el ocultismo. Esta posición da también una intuición perspicaz y una personalidad atractiva, así como una imaginación viva. Esta posición indica consorcios, uniones o matrimonios con alguna persona que sea de un carácter uraniano y de mucho beneficio para el nativo. Pero cuando está tensionado Urano en Libra brinda dolores, dificultades domésticas y la separación del compañero de matrimonio por enfermedad extraña o por accidente. O bien la unión puede ser disuelta legalmente, porque las personas con un temperamento como el descrito por un Urano tensionado en Libra, simplemente no pueden permanecer fieles a ninguna otra persona. Esta posición indica también desavenencias con el público o con las autoridades debido a sus actividades excéntricas, anarquistas o socialistas. Tienen una imaginación muy viva y muchos se sienten atraídos por su personalidad. Ellos pueden ser buenos artistas, músicos, escritores, abogados, científicos y árbitros. Tienen un fuerte sentido de justicia, en especial por los desvalidos. Son proclives a tener éxito en aprobar una ley para proteger a las víctimas y otras cuestiones sociales. Por otra parte, Urano en Libra también puede experimentar problemas internos, la tristeza y la separación de su cónyuge por alguna situación brusca y inesperada. Pueden tener dificultades para permanecer leales a su pareja. Para que el matrimonio tenga éxito, necesitan mucho espacio. Ellos pueden tener relaciones que comienzan o terminan abruptamente. Se puede desechar la perspectiva tradicional, con un matrimonio abierto, múltiples parejas u otras asociaciones inusuales. Podrían, sin embargo tener una conducta anárquica, o ser conocido por sus excentricidades. Urano en Libra por lo general tiene una buena visión del futuro y puede razonar con claridad. Pueden ser ambiciosos. Son inquietos y llenos de magnetismo personal. Urano en Libra trae cambios a las asociaciones, en el arte y la ley. Ellos hacen las cosas de forma poco convencional, a veces de manera escandalosa. Prefieren las cosas que están vagamente definidas y que no sean rígidas. Les gusta la independencia y la libertad en todas las cosas. Son muy tolerantes con las personas con diferentes creencias o hábitos. Son buenos intermediarios y tienen un talento para la diplomacia. Urano en Libra puede ser muy cooperativo y leal. Tienen las ideas progresistas que no siguen las reglas tradicionales. Son conocidos por su destreza lógica, y por su búsqueda en actividades intelectuales.

Urano en Escorpio: La persona es atraída por lo oculto y lo misterioso. Mucha susceptibilidad. Gran capacidad de regeneración y transformación. Cambios psíquicos muy radicales. Emociones profundas e intuición agudizada que le permiten ver más allá de lo superficial. Cuando está bien aspectado da a la persona una voluntad fuerte y determinada capaz de dominar todos los obstáculos y alcanzar aquello que se ha propuesto por una determinación persistente, perseverante y tenaz. La mente es aguda, jugosa y sutil, capaz de concebir los detalles y de concentrarse profundamente sobre cualquier problema que tenga entre manos. Posee también una capacidad mecánica y original que se eleva al genio y un amor por la ciencia tanto oculta como física. Ellos tienen una capacidad increíble para concentrarse en la verdad. Su espíritu es inquebrantable y decidido. Tienen ráfagas increíbles de energía creativa que les llevará a donde se dirigen. A menudo utilizan métodos poco ortodoxos para conseguir lo que quieren. Urano en Escorpio suele entrar en conflicto con aquellos que siguen la tradición. Ellos no tienen miedo de ser franco, y bien se sabe que son algo obstinados y rebeldes. Pueden ser valiente, reservado, contundente y agresivo con los demás. Son muy inventivos y tienen una visión penetrante. Se puede lograr mucho, ya sea a través del uso de la tecnología o la mente. Las relaciones de las personas con Urano en Escorpio pueden ser volátiles o incontrolables. Una simple amistad pronto puede llegar a ser apasionada, sin que ninguna de las partes saben por qué. También un apasionado romance de repente puede enfriarse. No importa lo que está pasando, encontrarán una manera de expresar sus puntos de vista. Pueden ser un buen cirujano, psicólogo o curandero. Ellos tienen la capacidad de cavar profundamente y encontrar la causa de la enfermedad y el dolor. Urano en Escorpio podría tener que lidiar con la envidia, los celos y la posesividad en su vida. Ellos pueden querer evitar el crecimiento personal, pero esto es un error, seria mejor enfrentar el trabajo que supone la responsabilidad propia de su crecimiento. Frente a los resentimientos, lo mejor es que todos aprenden a entender los significados subyacentes de las discordias y hacer las paces.

Urano en Sagitario: Búsqueda de libertad intelectual para expandir sus horizontes y aplicar ideas innovadoras de forma práctica. Interés por temas poco comunes. Espíritu aventurero que le lleva a explorar terrenos desconocidos. Necesidad de progreso mental y miedo al estancamiento en este sentido. Tiende a la discriminación intelectual. Da una facultad intuitiva muy fuerte con una tendencia a soñar, a tener visiones y con una imaginación muy viva. Esta posición proporciona también una fuerte inclinación hacia las creencias fuera de lo ordinario, incluyendo la teoría y la práctica de las artes ocultas. Cuando está bien aspectado, esta posición concede una concepción muy juiciosa de los problemas religiosos y pedagógicas del día, con un deseo filantrópico para trabajar por la elevación de la humanidad; un deseo por viajar por razones instructivas y un éxito para alcanzar estos aspectos mediante unas posiciones favorables del horóscopo progresado. Urano en Sagitario también puede ser muy excéntrico o irregular en su comportamiento. Ellos pueden tener sus propias opiniones sobre la ley y la religión. Podrían ser rebeldes por naturaleza, y esto puede llevarlos a problemas legales. Sólo podrán ver su versión de los hechos, siendo ajeno a todo lo demás. Gozan de impactar a la gente por lo que dicen o hacen. Son aventureros y buscan la independencia. A Urano en Sagitario le encanta la ciencia y la filosofía. Les encanta estar al tanto de los últimos descubrimientos. No les gusta el pensamiento convencional, les gusta comenzar de nuevo. Ellos no tienen miedo de ponerse en peligro para buscar el conocimiento. Les encanta ser libre para decir lo que quiera e ir donde quieran. Generoso, con un corazón abierto, que puede aturdir a los demás con sus costumbres. A Urano en Sagitario no le gusta la rigidez de los académicos, pero que entienden la necesidad de ella. Son optimistas. Pueden encontrarse con que sus propias creencias provienen de sentir la espiritualidad que vive en todo a su alrededor. Son interesantes con quien hablar, y siempre son directos. Esta persona es muy abierta a probar cosas nuevas. Pueden entrar en conflicto con aquellos que tienen puntos de vista científicos tradicionales religiosos.

Urano en Capricornio: Originalidad en los negocios y en lo relacionado con la autoridad y el poder, manteniendo los métodos y estructuras tradicionales sin llegar a erradicarlos. Mucha ambición y deseo de éxito. Cambios sociales y profesionales. Cuando está bien aspectado, da una disposición emprendedora y ambiciosa, una naturaleza perseverante y seria y un agudo sentido de la responsabilidad, con ideas originales de negocios que le acarrearán el éxito, especialmente si elige algo que esté relacionado con las artes eléctricas o aéreas. Si Urano está tensionado da una mente errática y excéntrica, voluntariosa y terca, dispuesta a dominar o arruinarse, con una disposición amiga de las disputas y de las luchas y con aversiones hacia la sociedad en general y hacia sus familiares en particular. De aquí que esta posición proporcione una gran cantidad de molestias en la vida, que envuelven frecuentemente cambios repentinos de empleo y de ambiente social. Urano puede ser inquieto o impulsivo. Pueden actuar antes pensarlo bien.  Pueden ser obstinados, excéntricos y radicales. Son buenos para equilibrar  la ambición, la independencia y sus capacidades intelectuales.  No tienen miedo a los desafíos. Son tolerantes ante las diferencias entre las personas, y no tienen ningún problema en tratar a todos por igual. Son de temperamento serio. Urano en Capricornio es responsable y es capaz de manejar el poder con facilidad. Son buena gente para mantener un trabajo que necesita la confianza del público.  Tienen el talento para ver las tendencias que vienen con mucha antelación. No tienen miedo a cambiar los procedimientos para lograr sus objetivos.  Ellos son lógicos y tienen una mente inteligente. Pueden ser políticos o líderes empresariales excelentes. Ellos serán capaces de lograr grandes cosas para la humanidad y pueden adelantar un gran material innovador. Están interesados en las políticas que son prácticas para mantener a la sociedad segura y protegida. Les gusta estructurar las cosas cuidadosamente como un conservador, a pesar de que están dispuestos a cambiar la tradición.

Urano en Acuario: Originalidad e independencia intelectual, pero necesita el apoyo de otros en sus ideas. Actúa mejor en grupo y busca la cooperación. Su idealismo y naturaleza humanista pueden influir en su entorno y provocar cambios a nivel general. Progresistas y futuristas. Encuentran la relación entre los conceptos más dispares. Cuando está bien aspectado, está en su mejor posición porque es el regente de este Signo y, por lo tanto, en armonía con sus vibraciones. De aquí que esta posición fortalezca la intuición y la originalidad y dirija las energías respecto a líneas de esfuerzo humanitarias, teniendo una devoción liberal y desinteresada por los amigos y un deseo sincero de ayudar a todos aquellos que están en necesidad. Estas personas hacen muchos amigos, y generalmente consiguen ver convertidos en realidad sus deseos, esperanzas y ambiciones, debido a que son de una naturaleza tan desinteresada que únicamente anhelan lo que es bueno para la humanidad en primer lugar, y en segundo lugar lo que es bueno personalmente. Esta posición da también una capacidad para la mecánica considerable, originalidad y un genio inventivo. Pero si Urano está tensionado en el Signo de Acuario, aunque las ambiciones puedan ser tan fuertes y algunas veces tan buenas y tan puras como en el caso de un Urano bien aspectado, serán de naturaleza tan excéntrica y extraña que es imposible el conseguirlas y además le acarrearán dificultades con los amigos, o supuestos amigos, que pretenderán utilizar al nativo para sus fines egoístas, causándole, por consecuencia, muchas dificultades. A Urano en Acuario le gusta poner el mundo patas arriba. La revolución puede ser fuerte o pacífica, pero son parte de la acción en ambos sentidos. Por supuesto que obliga a ser una personalidad agradable. Urano en Acuario es muy popular dondequiera que vaya. Algunos son excéntricos en sus creencias básicas. Pueden ser muy exitosos en electrónica, informática logística, la tecnología espacial o cualquier cosa de carácter científico. A Urano en Acuario le gusta socializar, y son promotores naturales en la creación de redes sociales. Les encanta estar donde está la acción. Altamente inventivo, pueden imaginar lo que sucederá en el futuro. Pueden entender complicados problemas sociales y proponer nuevas ideas para ayudar a aliviarlos. Tienen un talento para transmitir ideas complejas a otras personas. Como es ingenioso, es una buena persona para tener a su lado. Urano en Acuario tiene la capacidad para atraer a las nuevas tecnologías y la reestructuración de la comunicación. Son muy inteligentes, pero impersonales y distantes. Algunos pueden ser capaces de ser más compasivos y entender lo que otros están pasando. Con fuerza de voluntad, a Urano en Acuario le gusta trabajar por su cuenta, pero al ser un solitario no es tan malo si lo disfruta. Podrá hacer uso de enfoques radicales de la comunidad, y saben cómo hacer que la gente se unen hacia un propósito común. La posibilidad de crear un todo integrado puede ayudar a la humanidad a seguir adelante.

Urano en Piscis: Intuición muy desarrollada. Son personas idealistas y poco prácticas que encuentran inspiración en los sueños. Aplican sus ideas innovadoras de forma silenciosa antes de llevar a cabo una revolución. Dificultad para enfrentarse a la realidad e interés por el pasado. Cuando está bien aspectado, indica un amante de las artes ocultas y disposición para el desarrollo a lo largo de estas líneas. Pero cuando está tensionado conduce a la mediumnidad, a la obsesión y aun a la locura, si esta tendencia para relacionarse con el espiritismo se sigue hasta el fin. Esta posición hace a la mente versátil, voluble y errática, y la persona se verá sujeta a dificultades inesperadas, al escándalo o al suicidio. Todo el tiempo durante su vida, aun cuando la fortuna les sonría y los cielos estén clarísimos en su apariencia externa, estas personas están obsesionadas por un miedo vago de un desastre imaginario e invencible. Urano en Piscis tiene una gran imaginación. Ellos pueden atraer a los fenómenos inusuales, lo que puede ser inquietante. Tienen el talento para percibir lo que sucederá antes de que ocurra. Tienen habilidades curativas, y pueden ser capaces de tener éxito con tratamientos únicos para las enfermedades que parecen incurables, si se centran en el aprendizaje de habilidades de curación.  Si ellos están dispuestos a aprender y trabajar en sus puntos de vista, incluso los cambios de la fortuna pueden ser un buen ejercicio de aprendizaje. A Urano en Piscis le gusta la fantasía y el misticismo. Pueden ser responsables de los cambios en la religión, las creencias o la moral. Ellos tienen una sabiduría interior si permiten hablar de ella. Pueden dejar de lado los malos hábitos sin demasiados problemas. Les gusta ayudar y servir a los demás, con poca atención a su propio beneficio. Ellos son muy sensibles a todo lo que les rodean.  Son un poco delicados, y deben cuidar de sí mismos. Algunos con Urano en Piscis tienden a querer escapar de la realidad, y puede tratar de hacerlo con el uso de drogas o alcohol para alterar su realidad. Con el fin de superar esto, debe estar dispuesto a trabajar en las influencias positivas en su vida y centrarse en servir a los demás en lugar de la fantasear. 
Neptuno es un planeta espiritual y símbolo de la inspiración. Nos da acceso a los sueños y sensibilidad hacia los problemas de los demás. Debido a que Neptuno tarda entre 14 y 15 años en recorrer un Signo del Zodiaco, su posición en determinado Signo influirá en muchísimas personas en todo el mundo, así que su interpretación se aplica a generaciones enteras más que en individuos concretos. Neptuno se descubrió en 1846 y se ha visto que representa influencias no materiales como sueños e ilusiones. Causa la disolución de estructuras y representa impulsos idealistas a un nivel social o espiritual. Neptuno abre la puerta al mundo de lo ideal, dejando a la gente descontenta con la existencia material. Como Neptuno tarda 165 años en recorrer la órbita alrededor del Sol, este planeta se quedará en cada Signo por un periodo de 14 años más o menos. Entonces su influencia se sentirá en los cambios colectivos duraderos. La posición de Neptuno en Signo demuestra la necesidad colectiva de la trascendencia de lo cotidiano, a través de los medios de comunicación, la cinematografía y las visiones ideales. La posición de Neptuno en la Casa mostrará donde sentirás la necesidad de trascender. El área de esta casa mostrará donde están construidos los sueños y donde quedan disueltos. Los aspectos a Neptuno mostrarán que rasgos de tu personalidad estarán afectados por los sueños y por idealismo. Estos aspectos indicarán donde tendrás expectativas y donde experimentarás alguna decepción hasta que aclares tus ideas.

Neptuno en Aries: Inspiración espontánea, creatividad impulsiva y mucha imaginación. No les gustan las imposiciones espirituales. Sensibles en un plano psíquico. Cuando está bien aspectado, dota a la persona de un entusiasmo religioso, aunque no siempre de clase ortodoxa, y da energía y ambición para pasar a la vanguardia en cualquier llena de pensamiento y creencia que se abogue y se defienda. Hay un deseo de elevar a la humanidad a un plano de la vida más elevado y más noble, y por esta razón esta configuración proporciona generalmente a la persona un puesto sobresaliente de carácter público de más o menos importancia, con arreglo a los aspectos generales y el conjunto del horóscopo. Pero cuando está tensionado Neptuno en Aries hace que se manifiesten las tendencias destructivas. Hay también un deseo equivalente de elevar a la humanidad a planos de felicidad, pero los métodos para conseguirlo son anárquicos e incitan a la destrucción de aquellos que el nativo concibe como enemigos de la sociedad, mediante complots, y, por lo tanto, predispone a la persona a sufrir encarcelamientos por razón de tales conspiraciones

Neptuno en Tauro: La imaginación y dotes artísticos se enfocan a lo material y cotidiano, a transformaciones estéticas. Sensibles hacia las necesidades de los demás. Intuición en temas económicos. Da una disposición bondadosa y sociable, una inclinación hacia el arte y la belleza de la naturaleza. El nativo es amante de la música y de los placeres de la vida. Esto es también un buen augurio para la adquisición de tierras y propiedades. Pero cuando Neptuno está tensionado en Tauro da una naturaleza sensual y apasionada y una fuerte tendencia a los placeres de la mesa que, con el tiempo es probable le acarreen dolores e inconvenientes.

Neptuno en Géminis: Inteligencia intuitiva. Creatividad y capacidad imaginativa en la comunicación. Se aplica la lógica y la razón a temas espirituales. Bien aspectado, es una de las mejores indicaciones de la posesión de facultades mentales extraordinarias, porque Neptuno está en el Signo de Mercurio, el planeta de la mente, de la lógica y de la razón. De aquí que esta posición desarrolle las facultades ocultistas, proféticas e inspiradas. Hace a la persona sensitiva a las vibraciones más finas de la naturaleza de un aspecto intuicional. Es una de las señales del genio en un sentido u otro con arreglo a las condiciones del horóscopo. Concede el don de la oratoria y una capacidad literaria grande, y hace a la persona un mecánico o un matemático espléndido; en resumen, no hay campo de esfuerzo donde se requiera una ingeniosidad mental en el que la persona de Neptuno en Géminis, bien aspectado, no sobresalga. Pero cuando Neptuno está tensionado en Géminis, indica la falta de capacidad para la concentración en cualquier propósito bueno. La mente es inconstante, caótica y voluble, inclinada a la astucia, al fraude y a la decepción, o en su mejor aspecto hace de la persona un visionario y un soñador que, por lo tanto, puede ser el hazmereír de los otros. Hay generalmente disputas con los hermanos y vecinos que desconfían cordialmente de la persona en cuyo horóscopo se encuentra este aspecto.

Neptuno en Cáncer: Intuitivos con los sentimientos de los demás. Muy influenciables. La estabilidad emocional favorece la inspiración y la creatividad. Cuando está bien aspectado, da una naturaleza intuitiva simpática y amorosa, rápida para comprender los dolores y las alegrías de los otros y dispuesta a sentirlos con ellos. Así, pues, estas personas son generalmente muy queridas, tanto en el hogar como en su inmediato círculo de amistades. Esta posición pone también en contacto con las fuerzas superiores de la naturaleza y capacita a las personas a cultivas facultades espirituales tales como la psicometría y diversas clases de intuición con cuyo apoyo se ponen en contacto con los que quieren para la ayuda y beneficio de sus semejantes. Son muy versátiles en las direcciones espirituales y pueden alcanzar grandes alturas por devoción, la cual está expresada en ellos fuertemente. Pero cuando Neptuno está tensionado en Cáncer da una posición extremadamente indulgente consigo mismo, lo cual generalmente ejerce una influencia perniciosa en el hogar, quizás más por negligencia que por una expresión maliciosa directa. Esta posición da también gustos y apetitos raros, los cuales pueden causar grandes afecciones en el sistema alimenticio, habiendo también una fuerte inclinación para las drogas y para la bebida.

Neptuno en Leo: Imaginación y creatividad que potencian las dotes artísticas. Idealismo en las relaciones, desengaños. Se mezclan la espiritualidad y las relaciones. Cuando está bien aspectado, da una disposición generosa, simpática y expresiva; una naturaleza sociable, amiga de los placeres y de todas las manifestaciones artísticas. Estas personas tienen una capacidad admirable y alcanzan mucho éxito en aspectos pedagógicos, debido a una comprensión íntima de la naturaleza de los demás y tienen la facultad de impartirlo a los que las escuchan, cualquiera que seas el conocimiento que posean. Son muy concienzudos en sus relaciones con los demás y tienen mucho éxito en los asuntos del corazón; pero si Neptuno está tensionado en Leo, hace a la naturaleza supersensual y, por lo tanto, propensa a los dificultades en amor. Estas personas están gobernadas más bien por el razonamiento; les falta moral para hacer frente a cualquier contingencia; son cobardes, versátiles, sin que se pueda depender de su palabra, y como consecuencia de todo esto incurren ciertos conflictos en general entre sus relaciones.

Neptuno en Virgo: Todo debe ser analizado al detalle hasta tener un sentido práctico: la espiritualidad, la imaginación, la inspiración. Se entregan a los demás y son influenciables. Negación de los impulsos intuitivos. Mercurio, el planeta de la mente, de la razón y de la lógica, está exaltado en Virgo y el oculto, profético, inspirado, espiritual, devoto y musical Neptuno es la octava Mercurio, de aquí que la combinación de las cualidades de Mercurio y de Neptuno, producidas por Neptuno en Virgo, da unas facultades mentales excepcionalmente magníficas, con la adición de una capacidad inspirada y profética, y devoción hacia los ideales elevados cuando Neptuno está bien aspectado, porque Neptuno da gentileza y simpatía al frío Mercurio, aunque estas personas son más bien raras en sus ideas e inclinaciones, especialmente con respecto al matrimonio, el cual usualmente lo consideran desde un punto de vista platónico. Si Neptuno está tensionado en Virgo, da tendencias hipocondríacas y una suposición de tener todas las enfermedades y afecciones del Universo, lo cual hace muy miserable la vida de la persona. También hay una tendencia a convertirse en juguete de los espíritus, no solamente con respecto a la mediumnidad, sino que tales personas son propensas a la obsesión directa, y cuando esta calamidad se ha producido es muy difícil libertar el cuerpo de la entidad obsesionante.

Neptuno en Libra: Sensibles y delicados con los demás, les gusta la paz y la armonía. La imaginación y creatividad se expresan a través de la belleza y del arte. Nuevos conceptos en las leyes y en las relaciones. Cuando está bien aspectado, da un temperamento musical, poético y artístico, e indica una unión de una naturaleza espiritual elevada que será de gran satisfacción y confort para el nativo. Cuando Neptuno está tensionado en Libra, hay una tendencia a aceptar relaciones clandestinas, inconvencionales e ilegítimas, bien del nativo mismo o del compañero de matrimonio, con arreglo a la naturaleza de los aspectos de Neptuno. Indica también una naturaleza débil y emocional en extremo, incurriendo y mereciéndose la desconsideración de aquellos que le rodean.

Neptuno en Escorpio: Se enfatiza la sensualidad y el misterio. Emociones intensas y creatividad caótica. Confusión y transformación sentimental. Facilidad para profundizar en temas espirituales y en el subconsciente humano. Bien aspectado, da un gran deseo para profundizar en los secretos de la naturaleza, y esta es una posición muy buena para aquellos que trabajan en investigaciones científicas u ocultas. Da energía, entusiasmo e inspira percepción mas allá del alcance de la razón y augura una realización satisfactoria de cualquier cosa que se tome entre manos. Pero cuando está tensionado da un temperamento terrible y una naturaleza sensual y apasionada, un desordenado deseo de las bebidas o de las drogas, y una tendencia a ahogarse tanto por accidente como por determinación propia.

Neptuno en Sagitario: Interés y preocupación por temas espirituales. Ideales y principios éticos propios. Búsqueda de la verdad. Necesidad de libertad creativa. Mucha intuición. Objetivos poco claros. Cuando está bien aspectado, aumenta las tendencias inspiradas, devotas y religiosas en el horóscopo. Brinca sueños, visiones y experiencias ocultas. Hay un amor para los viajes y una gran satisfacción y disfrute de los placeres obtenidos por estas excursiones. Cuando Neptuno está tensionado en Sagitario la persona se hace propensa a los miedos y a los presentimientos; sueños de peligro y visiones de desastres se ceban sobre la mente haciendo de la vida una calamidad. Algunas veces tienen grandes deseos para viajar, pero no alcanzan a realizarlos o, si lo consiguen, tropiezan con grandes inconvenientes o dificultades durante ellos.

Neptuno en Capricornio: La espiritualidad se aborda de forma práctica. La inspiración y la creatividad surgen en el terreno profesional. Éxito social, pero puede haber traiciones e intolerancia en el ámbito social. Cuando está bien aspectado, da una naturaleza seria y contemplativa, capaz de concentrarse sobre todas las materias que llegan a su mente; de aquí que tales personas tengan mucho éxito, con una vista aguda y previsora de los negocios, trabajando generalmente en grande escala, o si la naturaleza de los otros aspectos del horóscopo las impele hacia trabajos secretos, harán detectives excelentes, hábiles para solucionar los problemas más intrincados o bien investigadores sobre líneas psíquicas; en efecto estas personas exceden en cualquiera ocupación donde se requiera y precise un profundo conocimiento y concentración como llaves del éxito. Pero cuando Neptuno está tensionado en Capricornio, da una naturaleza melancólica, retirada y muy a menudo solapada. Estas personas son generalmente repelidas de la sociedad de los demás hombres.

Neptuno en Acuario: Idealismo, utopía e iluminación espiritual. Independencia creativa. Mucha conciencia social. Se actúa en grupo y en beneficio de éste. Proyectos originales e innovadores. Cuando está bien aspectado, da una disposición altruista o utópica, con un deseo de emancipar al mundo de cualquier enfermedad que sufra, tanto social como mental, moral o física, que sea percibida por estas personas. De aquí que estas gentes sean generalmente muy avanzadas con arreglo al tiempo y la edad en que se manifiestan. Son consideradas como soñadoras y visionarias, idealistas y, en algún sentido, peligrosas para la sociedad, debido a sus originalidades e independencia de carácter. Al mismo tiempo son muy populares entre las personas más progresivas de la sociedad. Se asimilan muy fácilmente las fuerzas superiores de la naturaleza y, como consecuencia, son los heraldos y precursores de las exploraciones de campos no sospechados. Cuando Neptuno está tensionado en Acuario, da ideas e ideales semejantes con arreglo a los convencionalismos, pero generalmente sólo son para acarrear a las personas y a las ideas que defienden, el descrédito y muchas dificultades.

Neptuno en Piscis: Mucha imaginación, peligro de alejarse de la realidad. Gran sensibilidad y sentido del sacrificio por causas y personas. Renuncia de los propios intereses en favor de los ajenos. Cuando está bien aspectado, da un gran amor hacia el misticismo y una tendencia a investigar lo oculto. Algunas veces estas personas desarrollan sus facultades espirituales y obtienen el conocimiento de primera mano, es decir, directo. Son muy compasivos con los demás, no les gusta obstruir al prójimo, son retraídos en sus maneras, bien vistos y, a menudo, los que protegen a los necesitados, haciéndolo alegre y voluntariamente. Cuando Neptuno está tensionado en Piscis, la persona es propensa a sufrir por la mediumnidad, por la obsesión y por la impostura de enemigos secretos; por lo tanto, hay también un peligro de verse encarcelado y una tendencia a la indulgencia con las bebidas o drogas, que terminará con el dolor y con la ruina de la persona.
Plutón es un "planeta espiritual", símbolo de la transformación y de la metamorfosis. Representa la autosuperación y el perfeccionamiento. Muestra en qué medida estamos dispuestos a cambiar nuestro ser y si somos capaces de hacerlo. Plutón fue descubierto en 1930 y tarda 246 años en recorrer la órbita alrededor del Sol. A pesar de ser muy pequeño, su influencia es completamente desproporcionada comparada con su tamaño. Traerá transformaciones totales. Como extrae del inconsciente profundos temas psicológicos, tiene una función purgante. Su influencia tiene que ver con el poder, su mal uso y los sentimientos de alienación. Plutón tiene una órbita muy irregular y puede estar en un Signo de 14 años (ahora en el siglo XX) a 30 años. Su influencia en un Signo se notará más a escala colectiva que personal. La posición de Plutón en un Signo demostrará en qué área de la sociedad se producirán las transformaciones totales, muchas veces con consecuencias catastróficas. Plutón desentierra los desequilibrios básicos, reemplazando la corrupción por algo totalmente nuevo. Es un proceso de muerte y renacimiento. La posición de la Casa de Plutón muestra a qué área específica de tu vida le das demasiada importancia, con impulsos fanáticos o corruptos por el control o la intensidad. Esta área muestra dónde has tenido traumas y en esta área, en algún momento de tu vida experimentarás un cambio radical. Aquí se abrirán las puertas a tu inconsciente. Los aspectos que forma Plutón demostrarán los intensos impulsos psicológicos en tu personalidad. En estas áreas tendrás más magnetismo y dominarás más, esto radica en una necesidad inconsciente de control que, a su vez, radica en un miedo profundo de no tener poder. Crisis y cambios tendrán su origen en estas zonas.

Plutón en Aries: Deseo intenso de transformar lo establecido, de romper con los viejos ideales. Se tiende al cambio de manera impulsiva. Continuas transformaciones y proyectos inacabados por falta de perseverancia.

Plutón en Tauro: Reacios al cambio. Se prefiere la seguridad de lo estable, de lo duradero. Apego a lo material y a las posesiones. Resistencia frente a los obstáculos, fuerza de voluntad, tenacidad y obstinación. Grandes transformaciones económicas.

Plutón en Géminis: Capacidad intelectual y poder de concentración. Facilidad en la expresión de las ideas, que se usa para justificar los objetivos y alcanzarlos. Necesidad de retos mentales y proyectos difíciles para poder superarse. Cambios en las comunicaciones.

Plutón en Cáncer: Fuerte identificación con el hogar, casa o nación, y con su historia o pasado. Transformaciones y conflictos familiares, con una involucración emocional fuerte. Continuos cambios en planes e ideas por inestabilidad emocional.

Plutón en Leo: Se compite por el poder. Hay una necesidad de sobresalir, de destacar, de brillar. Autoestima y confianza en uno mismo elevadas. Magnetismo. Carisma. Son gente apasionada, que hace las cosas a lo grande sin pensar demasiado en las consecuencias.

Plutón en Virgo: Transformaciones en el trabajo y regeneración a nivel laboral y de salud. Razonamiento, lógica y sentido común. Todo es analizado hasta el detalle. Son gente muy crítica y detallista en extremo. Cierta obsesión por la higiene y el orden.

Plutón en Libra: Necesidad de llevar el control en las relaciones. Se intenta transformar a la pareja o a socios. Cambios y regeneración en conceptos como sociedades y matrimonio. Se ascocian con personas con influencia social y capacidad para ejercer el poder.

Plutón en Escorpio: Transformaciones profundas e intensas. Investigación y exploración de terrenos desconocidos e interés por temas tabú. Gran intuición y facilidad para profundizar en la psique social y ejercer influencia sobre ella. Mucha capacidad de regeneración.

Plutón en Sagitario: Transformaciones a nivel espiritual y filosófico. Interés por otras culturas. Se persigue la verdad y se cuestionan las viejas creencias espirituales. La convicción de sus propias ideas puede conducirlos al fanatismo y a la intransigencia.

Plutón en Capricornio: Gente ambiciosa y resistente. Disciplinada, constante y firme en sus objetivos. Con sentido de la responsabilidad y de naturaleza autoritaria. Transformación y regeneración en el terreno profesional, social y político.

Plutón en Acuario: Reformas humanitarias, cambios sociales, transformaciones motivadas por ideales y utopías. Son personas rebeldes y amantes de la libertad, que necesitan su espacio e independencia. Les gusta sentirse parte de algo más grande y su entrega es en beneficio del grupo, más que de sí mismos. Originalidad en las ideas.

 Plutón en Piscis: Mucha sensibilidad y entrega a los demás. Necesitan aislarse para poder regenerarse. Gran sentido de culpabilidad y miedo al fracaso. Confusión y necesidad de aferrarse a ideales ya establecidos.




                 Om Tat Sat